Jesús Málaga

La vida de película de Inés Luna

JESÚS MÁLAGA: ‘Desde el balcón de la Plaza Mayor’ (Memorias de un alcalde)

Doña Inés tuvo una vida muy intensa, fue amante de Miguel Primo de Rivera y en su compañía, en el exilio de París, el dictador pasó sus últimos días. Gustaba de pasear a caballo por sus fincas como Dios la trajo al mundo.

Tuvo muchos pretendientes, pero a todos rechazó. Le gustaba frecuentar los casinos y cuando se quedaba sin blanca venía, vendía una finca y reparaba fondos. No estuvo bien vista por los sublevados del 36 y pagó una fuerte suma de dinero para el glorioso alzamiento nacional al gobernador civil para hacerse personar. Pasó sus últimos días junto a una mujer extranjera que la quiso y la cuidó, “la Miss”, que fue la última moradora del Cuartón de Traguntía.

Hoy día se puede visitar el complejo del Cuartón y rememorar la historia de doña Inés, que murió en Barcelona sin que se le reconociera su testamento.

Las fuerzas vivas de Salamanca forzaron a Franco a constituir un patronato con sus bienes presidido por el gobernador civil de turno, de ahí mi presencia en él al ser nombrado subdelegado del Gobierno en Salamanca.

— oOo —

Etiquetas
Mostrar más


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Close