Economía

Estos son los trabajos donde aún hay ofertas

Aunque no lo parezca hay puestos que cuesta ocupar

El paro lleva meses a la baja pero, independientemente de la calidad del empleo que se está generando, hay otras lagunas que empiezan a detectarse. Y es que hay trabajos que no se cubren.

 

Más de la mitad de los directores de recursos humanos de nuestro país reconoce tener problemas a la hora de reclutar talento para su compañía, y los consultores de Adecco, empresa de empleo temporal, han empezado a detectar que hasta un 10% de las vacantes disponibles en el mercado de trabajo se queda sin cubrir y cerca de un 20% se tiene que redefinir para poder encontrar candidatos acordes a la demanda empresarial.

En este contexto, Adecco, líder mundial en gestión de recursos humanos, quiere conocer de primera mano cuáles son esos perfiles que empiezan a ser deficitarios en nuestro mercado de trabajo y cuáles son las razones que están llevando a esta situación y lo presenta en el Informe Adecco sobre perfiles deficitarios y escasez de talento en España.

En el caso de Castilla y León, tres sectores se ven más afectados por la escasez de mano de obra por encima de los demás: el industrial, especialmente en las ramas de automoción y metal, en la hostelería y en el sector de la alimentación. Aunque también faltan perfiles para la industria farmacéutica y para el telemarketing.

Varias son las razones que explican esta situación y son de diferente origen y ámbito de actuación. Por ejemplo, la escasez de perfiles cualificados y bien formados en ciertos ámbitos, los turnos cambiantes para determinados puestos, el dominio de idiomas, la búsqueda de candidatos muy especializados y los salarios poco competitivos en algunas regiones y para posiciones concretas están provocando esta escasez de talento.

Por eso, para todas aquellos jóvenes que están planteándose su futuro laboral así como para aquellas personas desempleadas que quieren reorientar su carrera profesional, en este informe encontrarán aquellos perfiles que las empresas necesitan incorporar, la mayoría de los cuales gozan de pleno empleo o tienen un índice de inserción laboral elevado.

Dentro del sector industrial en general hay dificultades para encontrar mecatrónicos, carretilleros, operadores de puente grúa, técnicos de mantenimiento (industrial, de parques eólicos, mecánica y eléctrica), electromecánicos y soldadores. En perfiles como los operarios de grúa falta personal con el carnet, los electromecánicos y soldadores son muy demandados en la comunidad mientras que existen muy pocos profesionales, y el avance de los procesos de automatización hace que haya pocos perfiles con formación y experiencia para esta demanda.

Además, en el sector del metal también faltan torneros, plegadores, caldereros y técnicos de CNC. Y en la automoción, con mucha presencia en Castilla y León, hay dificultades para encontrar fresadores, carroceros, mecánicos, automatistas y técnicos robotistas.

Dentro de la hostelería, hay escasez de camareros y cocineros, especialmente en temporadas altas, y en el sector de la alimentación se echan en falta oficiales para la industria cárnica.

Además, como ocurre en la mayoría de las regiones, cualquier posición administrativa o de atención al cliente para la que se requiera el conocimiento de inglés, francés, alemán o similares es difícil de cubrir en la comunidad.

Estos perfiles se mueven desde los 17.000 euros brutos anuales que puede cobrar un soldador hasta los 30.000 euros de retribución de un automatista con experiencia. Muchos de estos perfiles industriales han sido deficitarios incluso en los momentos más duros de la crisis, cuando las tasas de paro alcanzaban cifras nunca vistas en nuestro país.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba