LocalPortada

Parte de las ayudas para libros de texto de la Junta la han puesto las familias

Los que han donado libros en sus respectivos centros educativos

En la presentación del curso escolar el pasado 5 de septiembre, el consejero de Educación anunciaba, entre otras cosas la inversión de 17 millones de euros en el programa Releo Plus que pretende nada menos que alcanzar la gratuidad total de los libros de texto.

 

La federación de padres de alumnos de Salamanca (Fedampa) indica que «no sabíamos que esta gratuidad se quiere conseguir a costa de las familias que donamos los libros de texto en nuestros centros educativos».

Y es que la orden de 30 de octubre de 2018 por la que se declara la pérdida de derecho al cobro de determinadas ayudas, publicada en la página de Educacyl (no en el Bocyl), informa de que de esos 17 millones de euros, 5,8 se los va a ahorrar la Consejería «ya que la atención a las familias con rentas bajas se hará gracias a la entrega del material donado por las familias castellanas y leonesas».

Es decir, que parte de la ayuda que reciben los becados no viene de la administración, sino de la donación de las familias.

Fedampa y todas las Federaciones de CyL junto con su Confederación, rechazan «esta manera de funcionamiento del Programa Releo Plus y se oponen al proyecto de decreto del banco de libros de texto de Castilla y León, que lo que persigue es blindar este programa que cuenta con el rechazo de docentes y familias».

Exige a la Consejería de Educación que dote a los centros educativos de fondos suficientes para nutrir sus bancos de libros conjuntamente con las donaciones y que así los centros tengan los recursos adecuados para gestionarlos y poder garantizar libros a todas las familias: las que donen y las que les corresponda por ingresos. «Sería un buen comienzo destinar estos casi seis millones de euros que se va a ahorrar este curso, para este fin», indica.

Así no sólo se cubrirán las necesidades de las familias situadas por debajo del límite de ingresos previstos, sino que se puede alcanzar un número mucho mayor de beneficiarios.

Pide que la Consejería de Educación no mienta, «y que destine realmente el dinero presupuestado inicialmente para conseguir de manera efectiva y real la gratuidad total de libros de texto en nuestra comunidad».



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba