LocalPortada

Una mujer protagoniza un altercado con la Policía Local en Gran Vía

Los agentes acudieron tras ser alertados de que circulaba de forma irregular y se quita la ropa cuando intentan registrarla

 

Griterío a las 8.30 horas de este lunes en la Gran Vía, a la altura del número 60. Una mujer da voces e insulta a un grupo de agentes de la Policía Local que intentan calmarla.

 

Minutos antes,  a eso de las 8.15 horas, según cuentan los testigos presenciales, la mujer se ha quitado la ropa cuando intentaban registrarla. Los agentes, en todo momento, han guardado la calma y han intentado serenarla. Le acompañaba un hombre, con gafas de sol y que ha salido del vehículo y se ha sentado en uno de los portales.

Todo comenzó cuando una la Policía Local recibió un aviso de que había un vehículo conducido por una mujer circulando de manera extraña por la Gran Vía. Lo buscan y gracias a la descripción ven que está aparcado en sentido contrario a la altura del número 60.

La conductora está dentro y al realizarle el control de drogas, dio positivo. Además, comprueban que nunca ha tenido carné. La mujer está acompañada y comienza a alterarse, momento en el que la patrulla solicita refuerzos.

Hasta la Gran Vía acudieron varias unidades, el furgón de atestados y una grúa. Durante más de media hora, los agentes tratan de serenar a la mujer, que está muy alterada. Los testigos explican que subía y bajaba dando voces por la Gran Vía. Tiraba objetos al suelo, se encaraba con los policías.

El momento más crítico se vivió cuando vio que la grúa se iba a llevar su coche. Cruzó la Gran Vía, se volvió a encarar a los policías, gritando que al menos le dejaran sacar su bolso y las cosas que llevaba en el maletero.

Dio portazos, volvió a gritar, se enfrentó a los policías y al final, a eso de las 9.00 horas, después de una hora gritando, llorando y maldiciendo, comenzó a serenarse.

Fue  denunciada por conducción negligente y también por circular con el seguro obligatorio caducado.

El vehículo fue inmovilizado y retirado por la grúa municipal. Al producirse la interceptación del vehículo por parte de la patrulla de la Policía Local, se descubrió en el interior del mismo una barra de hierro de 40 centímetros, así como una cantidad de heroína.

Fue denunciada también por infracciones a la ley de Protección de la Seguridad Ciudadana al portar objetos peligrosos y por tenencia de estupefacientes.

 

Policía Local, revuelo y griterío en la Gran Vía.  (12)


Noticias relacionadas

Un comentario

Deja un comentario

Botón volver arriba