Castilla y LeónSucesos

Los exjugadores de La Arandina quedan en libertad provisional bajo fianza

Hasta que la sentencia que los condena a 38 años para cada uno sea firme

La Sala de la Audiencia Provincial de Burgos acordó este miércoles mantener la libertad provisional con una fianza de 6.000 euros (ya prestada en su día) a los tres exjugadores de la Arandina, Raúl Calvo, Carlos Cuadrado ‘Lucho’ y Víctor Rodríguez ‘Viti’, tras la sentencia que les condena a 38 años de prisión a cada uno por agresión sexual a una menor de 15 años. Seguirán así hasta que se resuelvan los recursos presentados por su defensa.

 

La ‘vistilla’ se celebró en el Palacio de Justicia de Burgos durante veinte minutos en la que estaban citados los tres procesados y las partes personadas. Tras las breves intervenciones del fiscal, acusaciones particular y popular, y de las tres defensas, el tribunal deliberó hasta última hora de la mañana y su resolución acerca del momento de ingreso en prisión de los futbolistas fue mediante un auto.

La Fiscalía, al igual que la acusación particular y popular, solicita la prisión provisional incondicional para evitar el riesgo de fuga, por la gravedad del delito y por las penas elevadas a las que han sido condenados. Por su parte, las tres defensas piden esperar a los recursos en instancias superiores y que haya una sentencia firme, bajo el argumento de que los condenados han cumplido durante dos años de libertad provisional todas las medidas cautelares y no hay riesgo de fuga ni reincidencia.

En este sentido, la abogado de la menor denunciante, Patricia Ortiz, declaró a la salida de la vista que es “decisión del tribunal” que se decrete su ingreso inmediato o no en prisión. Al mismo tiempo, la letrado reivindicó “respeto con las resoluciones judiciales” y “respeto por las víctimas”. “Respeto por esta sentencia y por la víctima; era menor cuando ocurrieron los hechos probados ya y sigue siendo menor”, apostilló.

Además, respecto a las filtraciones de algunas de las conversaciones de la menor con unas amigas que han circulado por las redes sociales estos últimos días, Patricia Ortiz confirmó que se van a emprender las acciones legales correspondientes. “Vamos a abrir todas las vías: la penal, la civil y la administrativa, todas”, exclamo porque, dijo, “son datos personales, la voz también lo es”.

Asimismo, aseguró que la menor está “recluida en casa” y que se debe “evidentemente, por este tipo de manifestaciones a favor de sus agresores y todas las publicaciones en Twitter y redes sociales”. “Es terrible y está recluida en su casa y es que aquí hay una sola víctima, que sigue siendo menor de edad. Ha dejado de ir al colegio. Está encerrada en casa. No puede salir a la calle. Incluso, teme por su integridad física y es normal, no puede salir a la calle”, relató.

Por su parte, el abogado de la acusación popular, ejercida por la asociación Clara Campoamor, Luis Antonio Calvo, avanzó que Fiscalía y acusaciones han acordado que “se van a denunciar todos estos hechos para que por la policía se vayan realizando las investigaciones correspondientes”. Además, se refirió a su solicitud de prisión provisional argumentando que existe riesgo de fuga en cuanto a que “el riesgo es que desaparezcan y no se sometan al cumplimiento de la pena en el supuesto de que se confirme en los recursos que se planteen”.

“El riesgo ante una condena de 38 años, tenga uno muchos recursos económicos o pocos, se puede buscar, es muy fácil huir y si además no tienen recursos económicos aquí pueden buscarse la vida perfectamente en otro sitio”, indicó. Asimismo, calificó de “inaudito” las concentraciones que se suceden en apoyo a los procesados. “Me parece muy bien eso que dicen de justicia justa y efectivamente es lo que pretendemos”, dijo, y agregó que “la sentencia que se ha recogido, eso que dicen que no tiene pruebas es imposible, estamos en España, en un estado de derecho, no existen sentencias sin pruebas”.

“Sensación agria y amarga total”

El abogado de la defensa del procesado Víctor Rodríguez ‘Viti’, Rafael Uriarte, subrayó que respecto a las filtraciones de algunas de las conversaciones, “las únicas armas que se deben emplear son las que ofrece el recurso” y reconoció que no le gusta que estén circulando los audios de la menor por las redes sociales, si bien es “comprensible” que algunos crean que así puedan ayudar.

“Los audios estaban ya antes de que yo tomara parte en este asunto. A los dos días de ser detenidos estos chicos estos audios ya estaban circulando por ahí. De hecho, una chica que recibió los audios en su teléfono se fue a la policía a entregarlo porque le pareció indignante lo que estaba pasando con estos chicos y por eso están en la causa”, argumentó. “Estaban fuera antes de estar en la causa; no es que hayan revelado nada de la causa, estaban ya”, apostilló.

Uriarte señaló que la sentencia se dictó hace una semana y alertó de que “los chicos están aquí y no se van a ningún sitio”. “No son extranjeros como ha pasado en otros juicios mediáticos; no se van a escapar”, añadió. Así, sostuvo que los razonamientos que han expuesto las acusaciones para poder fundamentar su solicitud son “muy genéricos” y criticó que “no han hecho un argumento particular de cada uno sino lo que dice el libro y ya está”. “Es la condena más grande que ha habido en este país”, advirtió.

Además, confirmó que están dispuestos a llegar “hasta la ultima oportunidad que les conceda el derecho”. “Cuando se acabe la cadena de recursos, no habrá más remedio que asumir lo que haya”, apuntó. En este sentido, reconoció que los tres exjugadores de la Arandina C.F. tienen una “sensación agria y amarga total” ante la sentencia condenatoria de la semana pasada.

“Es una desesperación de estos muchachos. Tengamos en cuenta que es una sentencia sorprendente. Hay que acatarla, asumirla y respetarla pero no hay porqué compartirla. Entendemos que es una sentencia que de mantenerse abriría el camino con gran facilidad e impunidad a las denuncias falsas. Cuando se ha visto que la palabra del denunciante es lo único que vale y no vale el resto de las pruebas que hay en el caso. Es cuanto menos preocupante y a mí, sinceramente dentro de los años que llevo ejerciendo esta profesión, me produce una gran inseguridad”, argumentó el letrado. En su opinión, la Audiencia Provincial de Burgos “no les da valor, no da valor a nada, solo al testimonio de la chica”.

La abogado defensora de Raúl Calvo, Olga Navarro, expresó su confianza en que el tribunal mantenga la medida de libertad provisional para los tres procesados ya que entendió que “no existe motivo por el cual tengan que entrar en prisión antes de una sentencia firme”. “No existe ningún riesgo de fuga”, aseveró. También planteó que les pueda imponer alguna medida alternativa como una pulsera telemática y expresó su deseo de que “ojalá puedan pasar las navidades en casa y ojalá se haga justicia”.

Entrada y salida

Los tres procesados entraron en el Palacio de Justicia acompañados por sus familiares, quienes portaban una bolsa con ropa y enseres personales por si se decretaba su ingreso inmediato en prisión. Al mismo tiempo, varias decenas de personas se concentraron a favor y en contra de los condenados del caso Arandina a las puertas de la Audiencia Provincial de Burgos, el día en el que el tribunal delibera sobre el ingreso inmediato o no de los tres exjugadores de la Arandina condenados a 38 años de prisión por agresión sexual a una menor de 15 años.

Gritos de ‘No estáis solos’ o ‘Son inocentes’ y pancartas en las que puede leerse ‘Fin a las denuncias falsas’ frente a proclamas de ‘Son violadores, no son inocentes’ y ‘Hermana, yo sí te creo’ protagonizaron la espera y la salida de los procesados de la vista de la Audiencia Provincial de Burgos.

El padre de Carlos Cuadrado se mostró “absolutamente decepcionado de lo que hasta ahora he trabajado por y para ello, la justicia”. “Hasta ahora, desde el primer momento les han considerado culpables. No les han admitido prueba ninguna. Hay un testigo de cargo, que es lo más importante desde mi punto de vista, y de antemano les han considerado culpables”, lamentó.

También criticó que “si son culpables de algo que lo demuestren” porque “toda la vida ha habido que demostrar la culpabilidad; esto es incongruente”. “Si hasta la fecha no les han tomado en cuenta ninguna de las pruebas que han podido aportar, entiendo que los derechos procesales se han vulnerado totalmente”, consideró el progenitor. “Los derechos de ellos se han vapuleado”, dijo.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba