EconomíaLocalPortada

«Startup Olé tiene que seguir porque los emprendedores y el ecosistema lo necesitan»

Emilio Corchado, Ceo de Startup Olé, habla del potencial del evento. Están interesados el Gobierno Chino y varios de Latinoamérica e inversores de EE.UU

 

Quedar con Emilio Corchado, Ceo de Startup Olé, es siempre una aventura, porque su profundo conocimiento sobre el mundo digital unido al emprendimiento, siempre abre ventanas a realidades que se desconocen.

Está pendiente de todo lo que ocurre a su alrededor y ahora es mucho, porque nos encontramos en plena efervescencia la VI edición del evento de emprendimiento digital más importante de España, y tanto él y como su equipo lo tienen controlado que todos los encuentros, que este año son digitales 100%, no fallen.

Emilio, ¿qué nos está enseñándola pandemia?
Si me lo preguntas desde Startup Olé, te diré que el que no se anticipa y se adapta, sobre todo desde el punto de vista tecnológico, lo puede pasar muy mal. Adaptándose, digitalizándose,… y en medio hay muchos problemas.

¿Por ejemplo?
En las últimas semanas de agosto y primer de septiembre decidimos que dábamos el salto al digital. Había que comunicarlo a más de 1.000 personas en todo el mundo, teniendo en cuenta que en Europa, Agosto es un mes inhábil y septiembre con la vuelta al colegio,… La pandemia nos ha enseñado que de aquí solo se sale con muchísimo trabajo, esfuerzo, dejando muchos pelos en la gatera, no yendo a la perfección… hay que sacar las cosas, llegar al otro lado de la orilla y tener un poquito de suerte.

¿Está sintiendo el apoyo?
Sí. Está siendo brutal. Era un momento complicado y todo el mundo ha cerrado filas apoyándonos. Están viendo que Startup Olé no es un evento más, es muy potente. Nos hemos actualizado. Está todo perfecto, va para adelante. Estamos muy contentos.

El lema que ha puesto el Gobierno sobre la mesa es ‘España puede’. ¿La imaginación, creatividad y empuje de los españoles sirve en estos momentos?
Somos muy originales, metemos muchas horas en el trabajo, pero tendríamos que analizar cómo ser más productivos.

¿Qué lugar ocupa la digitalización ahora mismo?
Creo que si no tienes un canal digital ahora mismo, no sé si no existes, pero todo se está volcando a la digitalización. El empresario que no vaya al tema digital, creo que lo tendrá muy complicado. Todos los inversores en las charlas y mesas redondas de Startup Olé lo están diciendo, porque el canal físico, por lo menos ahora, está siendo muy complicado ir para adelante.

¿Tiene límites la digitalización?
Esta entrevista que estamos teniendo de manera presencial, la podríamos hacer con avatares.

Se perderían las miradas…
Sí, pero es porque nuestra cultura es de verse, de hablar… y percibimos si estamos cómodos con la otra persona de manera presencial, pero cada vez más nos estamos dando cuenta que a través de una videoconferencia puedes tener feeling o no. Hemos visto que si hay que eliminar la parte presencial, se elimina…

De hecho, se ha eliminado durante meses…
Claro, pero sí nos sigue gustando el contacto. Esa mirada… puede que sea complicado eliminarlo del todo.

El último apretón de manos…
Antes se hacía así en el mercado de ganado. (Risas)

¿Qué startup le están sorprendiendo en esta edición?
Muchísimas.

¿Por dónde van?
Movilidad, servicios para empresas,… Hay muchos campos: Energía, sostenibilidad, internet de las cosas,… No hablamos tanto de sectores, hablamos más de tecnología. ¿Qué tecnología se aplica en cualquier campo? Eso añadido a los robot, toda la trazabilidad de los productos, todos queremos saber de dónde vienen. Quieres que esté descentrelizado, todo los asociado a pagos sin dinero,… es el momento de las startups. No quiere decir que todas tengan éxito. Yo soy funcionario, no todos los que estudian una oposición, la pasan, pero de las buenas startups que están en la tecnología, en el sector adecuado irán al otro lado de la orilla. Esta pandemia tiene que pasar y estarán bien posicionados.

¿Es un buen momento para el emprendimiento digital?
(Se lo piensa) Sí, pero con matices. Si empiezas de cero, será muy duro. Pero, si ya has lanzado tu proyecto y todavía necesita mucho desarrollo, es el momento para estar en la ‘cueva’ trabajando y tener unos meses para desarrollar y pivotar las necesidades actuales. En cambio, es un muy buen momento si ya tienes el producto, el servicio generado y da de lleno en una necesidad de logística.

¿A qué se refiere?
Por ejemplo: la economía colaborativa que surgió de la crisis del 2008, donde todos queríamos ahorrar y nos montábamos en el mismo coche, surgieron BlaBlaCar, o airbnb para compartir apartamente,… Eso se acabó. Los emporios que se han construido en 12 años, en cinco meses han colapsado. Hay que apostar por la tecnología adecuada al sector y ya muy depurado, porque el inversor no pone su dinero en cualquier cosa, tiene que estar muy depurado y ahora cada vez más. En un mundo de inestabilidad, el inversor solo apuesta con valores seguros…

El dinero es muy miedoso.
Correcto.

Desmitifíquenos que los emprendedores digitales son rabiosamente jóvenes y están metidos en un garaje
Emprender o no emprender ya no es ser hípster y ya está. Ahora emprender es una necesidad. Hay personas que no les gusta trabajar para una gran corporación o ser funcionario… Ahora cada vez más es una manera de vida. Nadie va a tener un trabajo de por vida, necesitamos varios trabajos, perfiles, intentar y conocer muchas cosas,…

Lo americanos, los grandes emprendedores, dicen algo así como nadie triunfa si antes no ha fracasado…
Correcto.

Emilio Corchado, Ceo de Startup Olé.

España contará con 140.000 millones del fondo de recuperación europeo, 72.700 en ayudas directas. ¿Dónde lo emplearía usted?
Analizaría cuáles son las principales necesidades de los empresarios, de las startups,… El principal problema es llegar al otro lado de la orilla, sin dejar muchos pelos en la gatera, porque se van a dejar. No estamos en un momento de crecer, aunque algunos lo hagan, estamos en un momento de sobrevivir.

Arrime el ascua a tu sardina. ¿Qué harías si inyectaran una cantidad importante en Startup Olé como evento rompedor y con futuro?
Estabilizar a mi equipo para no estar a salto de mata. Es muy importante que el equipo esté estabilizado y que pueda trabajar con presión, pero con seguridad. En segundo lugar, apostaría por Latinoamérica. Allí tenemos una oportunidad muy potente de liderar lo que está ocurriendo. Lo digo porque he estado y los gobiernos brasileño, argentino, colombiano, chileno,… y otros ecosistemas como el mexicano ya han hablado con nosotros, ya han seleccionado startups a través de sus unidades gubernamentales de emprendimiento y ya están participando.

Cruzar el charco…
Es que la región Iberoamérica tiene 700 millones de habitante y eso es brutal. Nosotros podemos ser líderes allí, pero tenemos que creérnoslo y colaborar de tú a tú con Latinoamérica.

¿Cómo está Asía?
Hay muchas oportunidades. El Gobierno de China quiere contactar con nosotros, quieren conocernos,.. Estamos en una oportunidad muy buena y la digitalización permite tener un gran impacto, si tu trabajo es serio, eso generaría retorno. Creo que es un momento muy importante para que España lidere y sea la conexión entre Europa y Latinoamérica. Se nos respeta allí. ¿Qué más haría con el dinero? Fomentar mucho la cultura.

 

¿La séptima edición será mejor?
Siempre salgo muy optimista de todas las ediciones. Estábamos en un momento de escalar, de crecer muchísimo, pero ahora estamos sufriendo mucho. Hemos llegado hasta aquí y es momento de ver que todo el ecosistema confía, que nos quieren seguir apoyando. Si me dices que la séptima edición va a ser más potente, yo creo que sí, pero no podemos seguir con los recursos y medios que tenemos.

Startup Olé no se organiza en un mes…
No. Es muy importante estabilizar al equipo, porque en esta edición llevamos trabajando 17 meses, desde marzo de 2019 hasta septiembre de 2020. Hay que poner en valor el conocimiento y la experiencia del equipo, no podemos cambiar cada año. Estamos haciendo determinados llamamientos, o esto se toma en serio o lo que no es posible es que con pocos medios, estemos haciendo triple salto mortal.

¿Pesimista?
No, porque cada vez estamos teniendo un mayor respaldo en todos los niveles y todo el mundo se está dando cuenta que el retorno de esta edición está siendo brutal y la verdad es que soy optimista y realista, porque veo la complejidad de todo esto. Te hace pensar, analizar y respirar para tener una visión de 360º qué decisiones vas a tomar para el futuro.

¿Qué actitud está viendo en las Startup de este año?
Trabajar todos a una, de mucho esfuerzo, trabajo y dedicación. Startup Olé es una ventanita con muchas posibilidades… Muchas personas nos dan las gracias por conectar con Startups que necesitaban o emprendedores que buscaban inversores. Solo por eso merece la pena y es lo que nos da ánimos para seguir. Estamos viendo que es una plataforma, un evento como es Startup Olé tiene que seguir porque los emprendedores y el ecosistema lo necesita, porque un ecosistema que trabaja donde los puntos que lo conforman, si no están conectados, no tira. ¡Fíjate con las peculiaridades que tenemos!

¿A qué se refiere?
Al mundo rural. Salamanca no es Madrid o Barcelona y muchas personas empiezan a pensar que no puede ocurrir todo en esas grandes ciudades, que no todos podemos trabajar en ellas y además el teletrabajo permite deslocalizarse. Creo que es una oportunidad…

Sí, pero con autopistas digitales de seis carriles.
Correcto. Hay que invertir en infraestructuras, en logística,… Lo que necesitamos es que muchas personas que se han ido de Salamanca quieran volver a los pueblos a trabajar. Nadie puede trabajar en el campo si hay cortes.

Invirtamos una parte de esos fondos europeos en digitalizar la España Vaciada…
Súper necesario.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba