Castilla y León

CyL cierra desde mañana el interior de la hostelería, centros comerciales y gimnasios

Casado dice que los “datos eran magníficos” hasta el 31 de diciembre y defiende la apertura navideña

La Junta de Castilla y León acordó este martes el cierre desde las 00.00 de este miércoles y hasta el 26 de enero, inclusive, del interior de los establecimientos de hostelería y restauración, las superficies comerciales, los centros deportivos y casas de apuestas y juego de seis provincias -Burgos, León, Salamanca, Soria, Valladolid y Zamora- durante un periodo de 14 días. Estas medidas se unen a las restricciones adicionales en vigor desde el domingo en Ávila, Palencia y Segovia.

 

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, informó en una comparecencia telemática sobre la decisión del Consejo de Gobierno extraordinario de endurecer las medidas contra el COVID-19 ante el incremento de la incidencia acumulada a siete días, que se sitúa hoy en 323 casos por 100.000 habitantes, cuando el corte está en los 200. Además, se mantiene de forma indefinida, hasta que termine el estado de alarma, el cierre perimetral de la Comunidad y el toque de queda entre las 22 y las 06 horas.

Casado justificó la vuelta atrás en la desescalada de la segunda ola en un cambio de tendencia de los datos desde los días 30, 31 de diciembre y 1 de enero, peores en todas las provincias y con tendencia creciente, y en la velocidad “vertiginosa” con la que se propaga el virus.

La consejera reconoció que son medidas duras pero afirmó que cuando se han tomado en otras ocasiones han sido efectivas, por lo que confió en que su efecto se pueda ver a partir de esos catorce días de vigencia, pero recordó que existen otras acciones como las pruebas de antígenos, el aumento de ritmo de la vacunación y los cribados que serán asistenciales, selectivos y oportunistas por grupos de población.

En relación a si el aumento se corresponde con la Navidad manifestó que existen causas múltiples como el incremento en la tendencia de Madrid cuyo paso a la Comunidad “ha sido así” o el hecho de que en el mes de diciembre se hayan producido “muchos eventos”, en referencia también al puente de la Inmaculada.

También, opinó sobre si las medidas han podido ser laxas en los días de la Navidad, que es “fácil” después de que haya pasado decir que se podría haber hecho algo distinto, si bien subrayó que todas ellas se adoptan conforme a los criterios epidemiológicos y sanitarios (semáforo) y que en esos días los “datos eran magníficos”.

Defendió que las medidas de noviembre, las mismas que las tomadas hoy de cierre del interior de la hostelería, centros comerciales y gimnasios, fueron útiles y se refirió a la “caída espectacular” de los casos en Burgos, cuando superó los 1.700 de incidencia acumulada.

“Estoy convencida de que se va a conseguir”, anotó en relación a volver a la desescalada, por lo que estimó que en este momento no es necesario acudir a medidas adicionales como el cierre perimetral de algunos municipios con una alta incidencia, a la vez que insistió en la necesidad de que se limiten al máximo las salidas de los domicilios.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba