Jesús Málaga

Urbanizando el barrio de San Bernardo

JESÚS MÁLAGA: ‘Desde el balcón de la Plaza Mayor’ (Memorias de un alcalde)

Urbanizamos San Bernardo, conocido popularmente como Salas Pombo, por el nombre del gobernador que gestionó la construcción del barrio. Se acometió en 1981 con aportaciones del MOPU y de la Diputación Provincial. Realizamos una intervención global, entre las avenidas de Filiberto Villalobos y Villamayor, urbanizamos las calles Saucelle, Cuarta de Villamayor. Candelario, Tejares y Peña de Francia. Las dos avenidas no se incluyeron en el proyecto. Los vecinos solamente aportaron el 20% del coste. Más suerte tuvieron los habitantes de la Vega cuyas viviendas fueron rehabilitadas con fondos del MOPU y las calles acondicionadas por el Ayuntamiento.

En 1982 emprendimos la urbanización de las calles Arapiles, Nueva de San Bernardo, Peña de Francia, Ronda del Corpus, Juan del Encina, la Risa, Trigo y Corral de Villaverde. Ese año le tocó también el turno a Tejares, que hasta hacía poco años fue municipio independiente. Cuando llegué a la alcaldía todavía había vecinos que añoraban los años en los su barrio era un pueblo. Sus calles Concejo de Tejares, Mediodía, Aldeatejada, De la Iglesia y la Plaza de Calvo Sotelo fueron las que sufrieron una trasformación en profundidad. Más tarde, en 1987, se urbanizaron las calles Salas Pombo, General Mola, Antonio Machado, Francisco Gallego, Salud Segunda y Muñovela.

En los años finales del franquismo, coincidiendo con las Ferias y Fiestas de la ciudad, se celebraba en Salamanca la Feria Monográfica. Los stands se ubicaban en unos terrenos públicos, en los que hoy es Campus Universitario Miguel de Unamuno. El acceso a esos terrenos, en los que se encontraba la cueva de la Múcheres, se realizaba por la Avenida del Campo Charro, asfaltada para la ocasión, pero por los malos materiales empleados se deterioró rápidamente. A finales de 1982 se urbanizó conjuntamente con la avenida Champagnat, calle en la que se encuentra el colegio de los Maristas donde mi hermano Serafín y yo estudiamos el bachillerato superior, calle que recorrí múltiples veces en mi adolescencia.

— oOo —

Noticias relacionadas

2 comentarios

  1. Leo eso y sigo sin entender el cambio político a gente que te hace una obra de un hospital y ya se está hundiendo el suelo, calles llenas de hielo, una despoblación vergonzante, una dependencia de Madrid patología y totalmente nociva y me pregunto que si la gente no ve las cosas o tiene memoria de pez en las elecciones.

Deja un comentario

Botón volver arriba