Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

La banca tiembla

Nuevo castigo en Bolsa por el riesgo de quiebra del Credit Suisse

El grupo suizo Credit Suisse ha solicitado apoyo al Banco de Suiza para frenar su debacle en la Bolsa por el riesgo de quiebra. El Ibex ha cerrado con una caída del 4,37% arrastrado por las pérdidas de los bancos, que se han dejado otro 7% tras el amago de recuperación de la víspera. El Banco Central Europeo (BCE) ha pedido a los grandes bancos que revisen su exposición a la entidad suiza.

Encabeza las pérdidas el Sabadell con un descenso del 10,49%, seguido del BBVA -9,60%, Santander (-6,89%), Caixabank (-6,72%), Bankinter (-6,46%) y Unicaja (-6,06%).

La inestabilidad en el sector financiero mundial comenzó con la quiebra del Silicon Valley Bank de California, que hundió los mercados el lunes. Tras la calma chicha del martes llegó de nuevo la tempestad este miércoles, con la frágil situación del Credit Suisse, que ha vuelto a poner en entredicho la salud de un sector que lucha por no contagiarse de las tensiones.

Credit Suisse se ha dejado un 24% (llegó a ceder un 30%) después de la negativa del Banco Nacional Saudí, su principal accionista, a darle más asistencia financiera. Frente a esta situación, la entidad ha pedido una muestra de apoyo público al Banco Nacional de Suiza.

El banco de Zúrich, uno de los 20 mayores de Europa y uno de los 50 principales del mundo, atraviesa una delicada situación, con sus acciones, a 1,6 francos suizos, en mínimos históricos después de haber perdido un 70% de su valor en los últimos 12 meses.

Pese a que la mayoría de expertos coinciden en que no hay riesgo de contagio a Europa tras la quiebra del SVB y el Signature Bank, la realidad en bolsa es diferente. Así, el temor a un colapso del Credit Suisse se ha traducido en pérdidas en las bolsas europeas este miércoles. Por todo ello, desde el Banco Central Europeo han pedido a los grandes bancos que revisen su exposición al Credit Suisse, para tener controlado el riesgo de cada entidad con el banco suizo.

Credit Suisse ha sufrido en 2022 pérdidas por valor de 7.400 millones, así como importantes salidas de depósitos (124.800 millones de euros), habiendo bajado sus activos un 19,8% hasta situarse en los 1,31 billones de euros. Pese a que la entidad ha emprendido una reestructuración para reducir gastos, ya prevé que en 2023 obtendrá “pérdidas antes de impuestos”.

Asimismo, el máximo accionista de la compañía helvética, el Banco Nacional Saudí, ha descartado invertir más dinero en el Credit Suisse. “La respuesta es absolutamente no, por muchas razones, más allá de las regulatorias y legales”, ha declarado a Bloomberg el presidente del banco saudí, Ammar Al Khudairy.

No obstante, el CEO de la entidad suiza, Ulrich Koerner, ha asegurado a la cadena CNA que “nuestro capital, nuestra base de liquidez es muy, muy fuerte”. “Cumplimos y superamos básicamente todos los requisitos reglamentarios”, ha añadido, recalcando que las cuentas “están bien y son precisas”. También ha pedido tiempo al mercado, recordando que el banco está en pleno proceso de transformación para hacerlo más rentable y estable.

1 comentario en «La banca tiembla»

  1. ¡no pasa nada! volverán los Estados a rescatarlos, pagaremos los de siempre los desmanes de esta locura del sistema bancario que va de burbuja a burbuja sin ningún control. Neoliberalismo refundado: cada vez más riqueza concentrada en menos gente.
    Una salida sería la creación de bancos públicos que hagan la competencia y quiten peso a los bancos que han absorbido la economía productiva para solamente especular con la riqueza, sin crearla.

    Responder

Deja un comentario

No dejes ni tu nombre ni el correo. Deja tu comentario como 'Anónimo' o un alias.

Más artículos relacionados

Te recomendamos

Buscar
Servicios