Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Formando educadores

Ana García-Valcálcer, profesora de la Facultad de Educación informa sobre el máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas.
Alumnos de la Facultad de Educación de la Universidad de Salamanca. Instagram.

El alumnado del máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas procede de grados vinculados con Pedagogía, Educación, Educación Social, Psicología y de otras ramas como puede ser la Informática o Ingenierías.
Una de las metas que tiene matricularse en un máster es las posibles salidas laborales que puede ofrecer a los alumnos. El máster está pensadas para educadores. Básicamente, para personas que dentro de los centros educativos van a coordinar todo lo que tiene que ver con la integración de las TIC -Tecnología de la Información y Comunicación- en el centro. Casi todos los colegios tienen un coordinador TIC que es el encargado de dar formación a los demás compañeros, programa actividades tecnológicas con distintas asignaturas.

También hay un perfil de empresa, enfocado a diseño de material educativo, cursos de formación online,… Todo esto se ha desarrollado mucho en los últimos años. Por lo que hay empresas que se dedican a crear recursos educativos en formato digital.

“El master piensa en este tipo de salida, tanto si son maestros, como si son personas que pueden dedicarse a empresas de formación online, educación no formal, programas de formación para mayores u otro tipo de población”, explica Ana García-Valcálcer, profesora de la Facultad de Educación y responsable del máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas.

Facultad de Educación de la Universidad de Salamanca.
Facultad de Educación de la Universidad de Salamanca.

Ana. ¿Podría estar dirigido a emprendedores que quieren crear este tipo de empresas?
Sí. Lo que ocurre es que el máster en sí, no tiene esa formación de emprendimiento. Esos son programas que ofrece la Universidad de Salamanca por otra vía. Lo que sí tenemos es alumnos que han hecho el máster, les ha gustado esta vía, y han hecho cursos de cómo emprender o montar una empresa y se han dedicado a ello.

¿Dónde hacen las prácticas los alumnos?
Principalmente, en centros educativos, donde hacen programas de desarrollo de robótica, también actividades de realidad virtual. La Universidad les ofrece equipos y ellos van a los colegios, los que tienen tecnología suficiente, trabajan con los profesores haciendo todo tipo de actividades. Tanto los alumnos como los profesores de los centros están encantados, porque van con ideas nuevas.

Por otro lado, también hay prácticas que van dirigidas a grupos de investigación, porque el máster está pensado para tener conocimientos de investigación. Personas que hacen el máster con la vista puesta en hacer un doctorado.

El máster tiene asignaturas de Educación cuantitativa, cualitativa, diseño de proyectos, búsqueda de información en redes,… orientado a este tipo de perfil. Por lo que ofrecemos prácticas de investigación como el Instituto Universitario de Educación de la Usal. “Hay prácticas en empresas, pero es difícil”, puntualiza Ana García-Valcálcer.

¿Qué empresas serían las idóneas para hacer prácticas?
Son empresas que quieran el perfil educativo, pero que están centrados en diseñar tecnologías para el ámbito de la educación. Hay una empresa que hace realidad virtual y, dentro de esto, hemos tenido alumnos creando productos educativos de realidad virtual. Toda empresa que se dedica a crear productos educativos, además de lo propiamente más tecnológico, tener educadores de cómo hacer un buen material, que sea realmente educativo, es de destacar.

No todas las empresas buscan esto. Más bien, prefieren que tengan una buena formación en programación. Eso no lo tenemos. Estaremos encantados de ofrecer más el perfil de educadores

En los años que llevan. ¿Cómo han sido los TFM -Trabajo Fin de Máster-?
Hay un poco de todo. Hay trabajos que se plantean como algo experimental en el aula, sobre todo los alumnos que han estado en centros educativos. ¿Qué pasa si pongo en marcha un tipo de programa con los alumnos? Se consiguen mejores resultados, se motivan más,… Algunos han diseñado videojuegos. Todos han medido los resultados. Por otro lado, tenemos alumnos que han hecho propuestas de intervención educativa, integrando las tecnologías. Aquí sí tenemos propuestas novedosas, pero el TFM no es una tesis doctoral. A veces no da tiempo a probar. También han diseñado recursos educativos.

¿Por ejemplo?
Este año, una alumna realizó su proyecto de investigación con la integración de los patios escolares como hacerlos más sostenibles. Lo que hizo fue crear una aplicación en realidad virtual de cómo quedaría ese patio de colegio una vez que le hubieran colocado más plantas y distintos rincones para hacerlo más verde. Los alumnos y profesores de ese colegio opinaron.

El máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas cuenta con mucha demanda. El profesorado del máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas de Informática, Educación y Comunicación Audiovisual.

Acuden tanto alumnos que continúan desde los grados que se imparten en la Usal, como otros que proceden de universidades de Canarias, Andalucía, Galicia,… que también vienen del Grado de Educación. “Un 50 % de extranjero, de América del Sur o Europa. Se crean grupos variopintos”, concluye Ana García-Valcálcer, profesora de la Facultad de Educación y responsable del máster TICS en Educación: análisis y diseño de procesos, recursos y prácticas formativas.

Deja un comentario

No dejes ni tu nombre ni el correo. Deja tu comentario como 'Anónimo' o un alias.

Más artículos relacionados

Te recomendamos

Buscar
Servicios