Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Ginecología reabre por tercera vez tras su cierre este verano

Hospital Clínico Universitario.

La  de cisión de la gerente del complejo hospitalario salmantino, Cristina Granados, de cerrar 110 camas este verano ha vuelto a quedar en evidencia después de reabrir  el día 15 de agosto,  por tercera vez en dos meses, la Unidad de Ginecología cerrada en el mes de julio.

 

Según denuncia el Sindicato de Enfermería de Salamanca (Satse), eso ocasionó una ocupación del 100% en la planta de Obstetricia, con una dotación «mínima» de personal para atender a las pacientes y quitando días  de descanso a los profesionales  de enfermería.

Satse continúa denunciando «la mala gestión,  el empeño inútil y desacertado» de la gerente del complejo asistencial universitario de Salamanca (Causa) al cerrar más de 100 camas al inicio del periodo estival.  Cristina Granados lo argumentó diciendo que en verano hay menor demanda asistencial y que “no puede haber gente sin hacer nada con las manos en los bolsillos”.

Ya el consejero Antonio Sáez tuvo que matizar sus palabras al decir que el número de ingresos hospitalarios es “mucho más reducido” en verano que en invierno.

Parches en cirugía

Satse Salamanca ha comprobado como en este mes de agosto se está utilizando la unidad de Cirugía Mayor Ambulatoria en la 1ª Planta del Hospital Clínico para ingresar a los pacientes quirúrgicos el día antes de su intervención en lugar de ingresar en la planta de hospitalización de cirugía «debido al insuficiente número de camas disponibles». El sindicato de enfermería recuerda que «esto es una consecuencia más de haber cerrado una de las dos plantas de cirugía general existentes en el Causa».

Esther Aparicio Sierra, secretaria provincial del Sindicato de Enfermería de Salamanca (Satse),  ha podido comprobar cómo los pacientes  después de permanecer hasta 8 horas en el servicio de urgencias tenían que esperar para ingresar a que quedase alguna cama vacía.

«Es un ejemplo más de que la calidad asistencial que se ofrece a los salamantinos le tiene sin cuidado a esta gerencia y a la Consejería de Sanidad, que no hace si no intentar recortar gastos», indica.

Satse asegura que las enfermeras continúan siendo «el colectivo más perjudicado de las jugadas mal calculadas, poniendo en el punto de mira a la sanidad pública y seguramente con una doble intencionalidad. Por un lado las externalizaciones y por otro las privatizaciones como solución al caos que ellos han generado«.

El Sindicato de Enfermería en Salamanca die que no permitirá que esta gerencia «esté constantemente jugando con los derechos laborales de los trabajadores, no pudiendo dar los días de antigüedad por estar habitualmente el personal  en mínimos. Sumado  a lo anterior, el riesgo evidente que sufre la seguridad de los pacientes que constantemente son reubicados en un área hacia otra, según se les ocurra una nueva y novedosa idea a la dirección del centro».

Un 20% menos de enfermeras

Satse Salamanca, citando datos entregados por la gerencia de Atención Especializada, ha calculado que se ha contratado un 19,39% menos de enfermeras  en 2016 respecto al mismo periodo estival de 2015. Son un total de 92’5 contratos menos, alrededor de 200.000€ de ahorro respecto al año 2015.

«Esto deja al descubierto la estrategia del pasado año 2015 de la Gerencia Regional de Salud y la Junta de Castilla y León, que en plena campaña electoral de la región, incrementó su gasto en el Capítulo I (Gastos de Personal), este año lo recorta para compensarlo y la justificación es que hay menos demanda de ingresos», dice Satse.

Deja un comentario

No dejes ni tu nombre ni el correo. Deja tu comentario como 'Anónimo' o un alias.

Más artículos relacionados

Te recomendamos

Buscar
Servicios