Castilla y León

Los colectivos ya pueden presentar sus aportaciones al plan de servicios sociales

Este viernes se ha presentado ante la Sección de Servicios Sociales del Consejo de Acción Social de Castilla y León el borrador del I Plan Estratégico de Servicios Sociales 2017-2021, para que todos los agentes implicados en el ámbito de los Servicios Sociales de la Comunidad puedan realizar sus aportaciones.

 

Con este primer Plan Estratégico la Junta quiere ir más allá en la construcción de los Servicios Sociales del futuro y las actuaciones que se contemplan en el mismo irán encaminadas a seguir mejorando en tres grandes ámbitos: en la organización de la intervención social, en la coordinación entre los agentes del sistema y en la relación con el ciudadano. Los dos grandes retos a afrontar serán el envejecimiento de la población y el aumento de las personas dependientes y la lucha contra la pobreza y la exclusión social para evitar la cronicidad y que se perpetúen en el seno de las familias.

La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, ha manifestado para la elaboración del Plan, se ha partido de un detallado diagnóstico y análisis de las principales situaciones de necesidad social de Castilla y León. A partir de ahí, la Junta ha elaborado un Plan Estratégico para diseñar los Servicios Sociales del futuro para la Comunidad.

En este sentido, y aunque el sistema de Servicios Sociales de Castilla y León es reconocido como uno de los más avanzados de España, a través de ese Plan se quiere llegar a alcanzar la máxima eficacia y eficiencia en el funcionamiento del sistema de Servicios Sociales para seguir mejorando en la atención a las personas, desde una perspectiva estratégica que optimice las aportaciones de todos los agentes implicados, que opere de forma coordinada y que garantice la respuesta social más adecuada a los ciudadanos. Por ello se introducirán en todas las áreas de actuación del Plan medidas de innovación social y tecnológica que permitan diseñar los Servicios Sociales del futuro.

A raíz del diagnóstico realizado de las principales situaciones de necesidad se establecen dos grandes retos. Por un lado, el envejecimiento de la población en la Comunidad, lo que llevará al consiguiente incremento de las personas dependientes y de las necesidades de apoyo a estas personas y a sus familias, especialmente en el medio rural, acercando la atención a sus hogares, que es donde los mayores quieren permanecer. En este sentido el reto es desarrollar una atención de calidad, especialmente en la innovación social y tecnológica y que la capacidad de respuesta sea lo más rápida y lo más adaptada posible a las necesidades de cada persona. El segundo de los retos es el de la lucha contra la pobreza y la exclusión social ya que, aunque los indicadores señalan descensos en Castilla y León, el objetivo es consolidar las respuestas que se ofrecen para evitar la cronicidad y que se perpetúen en el seno de las familias.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba