Local

Los abogados que cambiaron España (algunos salmantinos)

Fernando Jáuregui presentó en Salamanca su libro 'Los abaogados que cambiaron España', sobre los letrados y jurista que han contribuido a la Democracia en estos últimos 80 años (1939-2019)

 

Ochenta años dan para mucho. Tanto como para casi 400 páginas donde Fernando Jáuregui escribe sobre ‘Los abogados que cambiaron España’ y con ellos la sociedad en la que vivimos

Este libro ha traído a Salamanca al veterano periodista y ha logrado reunir en la misma mesa del Colegio de Abogados a Jesús Málaga, primer alcalde de la Democracia, Pilar Fernández Labrador, rival de Málaga en las primeras elecciones democráticas, pero que sentó a su lado como teniente de Alcalde y a Alberto Estella, diputado en el Congreso por UCD.

Mesa de presentación del libro de Fernando Jáuregui con Alberto Estella, Jesús Málaga, Carlos García Carbayo, Fernando Íscar y Pilar Fernández Labrador.
Mesa de presentación del libro de Fernando Jáuregui con Alberto Estella, Jesús Málaga, Carlos García Carbayo, Fernando Íscar y Pilar Fernández Labrador.

También asistió a la presentación del libro, Carlos García Carbayo, a quién el autor le dijo: «Es la primera vez que un político me dice que tengo razón». Pero, Jáuregui no se la dio a al alcalde, que había asegurado que el cambio necesario debían hacerlo los políticos. «No solo le corresponde a los políticos, sino a la sociedad civil, que debe de participar en los debates. España está pendiente de grandes reformas y deben de incluirse juristas y abogados».

El periodista y escritor aseguró que tenemos grandes retos pendientes. «Hay desafíos constantes desde algunos territorios. Espero que después de las elecciones del 10-N haya un gran acuerdo transversal donde se realicen las grandes reformas. El parlamento lleva paralizado cuatro años. No podemos seguir siendo un país en funciones».

Sobre el tema de llegar a acuerdos para realizar las grandes reformas que necesita este país, Jesús Málaga recordó que la Transición fue muy problemática. «Pero, de un lado y de otro fuimos generosos. Es lo que hay que hacer. El PP y el PSOE tienen que dar solución a estos problemas con generosidad. Les recomiendo un curso de saber escuchar al otro. Hasta que no ocurra eso, no lograremos nada. Hay que dar soluciones a esa veintena de problemas graves y solo se pueden resolver con consenso. Espero que nuestros líderes escuchen al pueblo para dar las soluciones».

Por su parte, Alberto Estella, diputado por Salamanca de UCD en 1979, recordó que Salamanca aportó «sangre» en esa Transición, la del abogado laboralista Serafín Holgado y también «talento». Enumeró nombres que eran salmantinos o se habían formado en las aulas de nuestra Universidad como: Alfonso Suárez, Gil Robles, Enrique Tierno Galván, Marcelino Oreja, Fernando Ledesma, Rafael Calvo Ortega, Ciriaco de Vicente,…

Cerró la presentación, Pilar Fernández Labrador, la mujer que pudo ser alcaldesa. Hizo partícipe a la sala de una anécdota. «En las primeras elecciones, nos juntamos en mi casa Jesús Málaga y yo para tomar un café. Jesús pensó que iba a ganar yo y me pidió que lo nombrara teniente de Alcalde. Ganó él y me nombró a mí teniente de Alcalde. Hicimos muchas cosas en esos años, porque estaba todo por hacer en esta Salamanca. En los pasillos  del Ayuntamiento nos aplaudíamos los aciertos y buscábamos las soluciones. Yo dije que Salamanca debía de ser nuestro partido y borrar las diferencias, porque éramos los que íbamos a arreglar lo que pasaba en la ciudad».

Fernando Jáuregui agradeció en el Colegio de Abogados de Salamanca, donde tuvo lugar la presentación de su libro, ‘Los abogados que cambiaron España’, la presencia de personas que habían vivido y que habían hecho historia debido a sus cargos políticos y de representación. «Yo solo soy un mirón y lo cuento».


Noticias relacionadas

2 comentarios

  1. Muchos de los males de nuestra democracia es que los abogados tuvieron un papel excesivo, que no compartieron otros como los economistas o los ingenieros

    Un desequilibrio que provocó miopía y llevó a tomar muchas malas decisiones que en un ejercicio más coral hubieran sido más certeras

  2. El libro tien un titulo demasiado pretencioso. «LOS ABOGADOS…». más bien deberia decir «ALGUNOS ABOGADOS…».
    Hubo muchos con una labor menos mediática pero tanto o más valiosa que la de aquellos.
    Seguro que en el libro no aparecen nombres como el de Julio Fernández Segura.

Deja un comentario

Botón volver arriba