fbpx
Cosas de la vida

La expresión ‘dar calabazas’ tiene más de 2.000 años de antigüedad

 

Hay una expresión, que en otro tiempo se utilizó más que ahora, la de: ‘Me han dado calabazas o he dado calabazas’, que tal día como hoy viene muy a cuento, ya que medio mundo está decorado con este vegetal de otoño.
¿De dónde viene esta frase? El Diccionario de la Academia recogió esta expresión en 1780 y decía esto: ‘Desechar las mujeres la proposición de algún novio’. Afortunadamente, la igualdad también llegó a la acepción y también las mujeres han podido desechar a los pretendientes.

Actualmente:

  • Reprobarlo en un examen.
  • Desairarlo o rechazarlo cuando requiere de amores.

Pero, la expresión viene de más lejos, de la Antigua Grecia, donde la calabaza era considerada como un alimento que anulaba la libido.

En la Edad Media, mascaban las pipas de calabazas para cumplir el voto de castidad.

El refranero también se acuerda de la calabaza como un vegetal poco jugoso y algo insípido. ‘Te juzgué melón y me resultaste calabaza’.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba