Deportes

El marcador de La Alamedilla no funciona

El FS Salamanca tiene que poner uno portátil en su presentación

El FS Salamanca se presentó este sábado en el pabellón de La Alamedilla en un partido contra el Coyanza. El club charro tuvo que poner un marcador portátil porque el del pabellón no funciona.

El partido terminó con un resultado de 2-3 ante el Coyanza en el partido presentación del equipo. Pudo haberlo ganado cualquiera, y no faltaron intensidad y ocasiones para los locales. Salió con un cinco inicial formado por Viti en la portería, Beñat, Sergio, Luis y Barbero. Equipo joven y con mayoría de jugadores de Salamanca.
Primera parte con mucha intensidad, pero con pocas ocasiones y más del lado local. El FS Salamanca vio cómo se le anulaba un gol al no conceder ley de la ventaja el árbitro del partido. En una de las pocas acciones del equipo visitante, un balón en largo del portero toca un compañero de cabeza e introduce el balón en la portería, dejando el 0-1 al descanso.
La segunda mitad estuvo marcada por la expulsión por doble amarilla del jugador salmantino Barbero, al mostrarle la segunda tarjeta por tirar el balón al suelo después de recibir una falta que el colegiado no pitó. El Salamanca aguantó los dos minutos con cuatro jugadores, y en la salida del quinto jugador una gran combinación entre Sergio, Barbón y Beñat al segundo palo pone el empate en el marcador.
Los dos siguientes goles del Coyanza vinieron gracias a un contraataque que en el uno contra uno bate a Borja. Y el tercero de estrategia después de un tiempo muerto con un saque de banda que sorprende a todo el equipo, y define por encima del portero el jugador visitante. A partir de ahí los leoneses se encerraron atrás sin conseguir recuperar el balón. Eso permitió tener la posesión a los Confiteros, que con una buena triangulación entre líneas con desborde por banda de Sergio, puso el 2-3 que quedaría como resultado final.
Más de 200 personas en La Alamedilla que presenciaron la presentación de todo el primer equipo del club. Destacó la animación de la grada joven, y de aficionados y peñistas del club de fútbol Unionistas de Salamanca. La nota negativa la puso el marcador del pabellón que volvió a fallar una temporada más, algo que tuvo que solucionar el propio club con uno portátil. En este sentido se dio una mala imagen para aficionados y rival de una instalación municipal.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba