LocalPortada

El nepotismo de Mañueco

El parentesco entre cargos políticos y personal municipal ha sido constante y descarado bajo su mandato

Nepotismo: Trato de favor hacia familiares o amigos, a los que se otorgan cargos o empleos públicos por el mero hecho de serlo, sin tener en cuenta otros méritos. Desmedida preferencia que algunos dan a sus parientes para las concesiones o empleos públicos.

 

El presidente del PP de Castilla y León, Alfonso Fernández  Mañueco, se despidió de forma oficial de la alcaldía de Salamanca el 8 de diciembre de 2018 en un acto celebrado en el Salón de Recepciones del Ayuntamiento en el que informó que dejaba su acta de concejal el 12 de diciembre. Mañueco reconoció que “dejar la alcaldía fue una decisión difícil, reflexionada y debatida” y que la tomó “pensando en los intereses de los salmantinos”, pero sin especificar de quiénes.

 

Mañueco generó un gasto de comidas en establecimientos de hostelería de Salamanca de 9.195 euros durante 2017. Así lo confirmó en 2017 Ganemos Salamanca, para quien falta transparencia en lo relativo a este desembolso de dinero público.

La sección sindical de CCOO en el Ayuntamiento de Salamanca denunció en 2015 el nepotismo de Mañueco al frente de su Ayuntamiento una realidad conocida por todos en Salamanca: Alfonso Fernández Mañueco contrató a su sobrino Ángel Fernández Silva durante dos legislaturas a través de Decreto.

El parentesco entre cargos políticos y personal municipal se repitió en el caso de varios concejales. Por ejemplo la mujer del actual alcalde de Salamanca Mª Carmen García Delgado (con Mañueco teniente de alcalde y concejal ) Carlos García Carbayo, fue colocada en el Departamento de Prensa. De allí salió poco antes de que su marido fuera elegido alcalde sustituto, pero luego fue colocada con un sueldazo en un organismo de las Cortes regionales con sede en Zamora.

La mujer del concejal de Turismo, Julio López, trabaja en la sociedad municipal del área desde hace muchos años. A la pareja del exconcejal de Medio Ambiente Emilio Arroita también se la colocó en el Departamento de Prensa incluso coincidiendo con las etapas de Arrotia como concejal. Y el concejal de Economía, Empleo y Deportes, Enrique Sánchez-Guijo, también tuvo a su hermano en un puesto de libre designación como asesor de la junta de gobierno durante la primera legislatura de Mañueco.

Esta forma de actuar ya tuvo su antecedente en la Diputación de Salamanca donde Mañueco regaló una plaza a su amigo Manuel Borrego, plaza que convocó un viernes y se resolvió en tres días, el lunes siguiente y a la que solo concurrió él. Esto no sería más que una anécdota si no fuera porque el compañero de juergas de Mañueco- se le ha visto en muchas ocasiones con él en locales de copas y en el fútbol- está implicado en la macrocausa ‘trama Diputación’, el escándalo de contratos irregulares en el área de Fomento, del que Manuel Borrego era jefe gracias a su amigo Mañueco.

Alto funcionario de la Diputación, el ex director del Área de Fomento de la Diputación de Salamanca Manuel Borrego está siendo investigado en los Juzgados por las adjudicaciones de contratas a cinco empresas por valor de 12 millones de euros desde el año 2007.

Está además a la espera de la posible apertura de juicio oral, por “pagarse con hasta 7.000 euros comidas, cenas, copas y viajes a Madrid con dinero de caja de la corporación provincial”.

El que fuera presidente de la Diputación de Salamanca antes que acalde de la ciudad y candidato del PP a la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, admitió “infinitos” contratos menores y una veintena por procedimiento negociado a cinco empresas-imputadas también- que se beneficiaron de un trato preferente para conseguir obras por 12 millones de euros en los que estaba implicado el enchufado por Mañueco. Las empresas son Transpial, S.L., Autopalas Salamanca, S.L., Alquileres Salamanca, S.L., y Francisco Barrueco, S.L. En marzo de 2018 además Ganemos Salamanca acusó de prevaricación a Mañueco porque les impedía “de forma deliberada” acceder a un expediente de cierre de un ático en la ciudad, propiedad de Manuel Borrego que infringía la legalidad urbanística.

La cara oculta de la gestión del PP en Salamanca:

Mostrar más


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba