Castilla y León

Las Cortes debaten sobre el Rey en plena pandemia

Acalorada discusión cruzada de insultos entre PP, PSOE y Podemos

Las Cortes de Castilla y León respaldaron este miércoles la Constitución y al Rey ante “los ataques” de quienes quieren “acabar” con el marco constitucional, tras un acalorado debate con un cruce de reproches, acusaciones e insultos entre los portavoces popular, socialista y morado, y con la advertencia del presidente de la Cámara, Luis Fuentes, de suspender la sesión.

 

Ical.- Fue durante la presentación de una proposición no de ley firmada por los grupos de PP y Ciudadanos -apoyada por UPL, Vox y Por Ávila y rechazada por PSOE y Podemos- para que la Cámara respaldara la carta magna, la figura de Felipe VI y que “no se vuelva a vetar” su presencia en un cualquier acto institucional que acostumbre a presidir, tras los motivos alegados con por el Gobierno para que no estuviera en Barcelona en la entrega de despachos a la nueva promoción de jueces.

Raúl de la Hoz (PP) y Marta Sanz (Cs) lamentaron tener que debatir la PNL ante los “ataques” de los socios del Gobierno (Podemos, Bildu e independentistas) al jefe del Estado y a la Constitución y apuntaron directamente al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por no decir “basta ya a los que quieren volar y acabar con lo que es de todos”.

Un “no rotundo” anunció el portavoz socialista, Luis Tudanca, al considerar que se partía de argumentos erróneos porque la “Constitución no está en riesgo, a pesar de ustedes”. En una intervención jaleada por su bancada, advirtió de que PP y Cs al “manosear” el marco constitucional “debilitan” y hacen “un flaco favor al Rey”, y subrayó cono en esa «polarización» hasta la Fundación Franco ha dicho que Felipe VI está en «el trono gracias al dictador».

“Dejen de resucitar fantasmas”, pidió el socialista, para censurar que el PP pueda criticar al presidente del Gobierno y “asediar” la vivienda de un ministro y no se pueda dar una opinión sobre el jefe del Estado o sobre los jueces. También recordó al popular que su grupo tumbó junto a Bildu y los independentistas el decreto de remanentes y que José María Aznar “veto” al Rey.

Tudanca insistió en reclamar a quienes no apoyaron en su momento la Constitución que no se “apropien de lo que es de todos” y De la Hoz replicó que defender los símbolos de todos “no es apropiarse”, para afearle que acudiera al «argumentario enviado por Ferraz». Sin embargo, el socialista recriminó que se llamen constitucionalistas y tengan “tramas de corrupción” y “espionaje”, en una acusación compartida por Pablo Fernández.

“¡Qué pena!”, exclamó De la Hoz al cerrar el debate, que señaló a Tudanca y afirmó que su partido no puede ser “cómplice de los que quieren acabar con España”. “El silencio habita en los cobardes, no en el Partido Popular”, anotó. “Sorprende su cobardía”, apuntó al dirigente socialista, de quien censuró su “actitud silente y sumisa”. “Me da pena que el señor Tudanca se parezca al señor Tudanca dócil, sumiso y acomodado”, zanjó.

Hubo durante la intervención del popular el rechazo y la protesta a sus palabras desde las filas socialistas con la intervención y llamadas al orden por parte del presidente de las Cortes a parlamentarios socialistas, entre ellos a Ana Sánchez, e incluso con la advertencia de “suspender la sesión” si seguían los comentarios en alto.

Poco después fue Jesús García-Conde, que lamentó que PP y Cs no hubieran contado con Vox para firmar la PNL, quien pidió que se retirara del diario de sesión el calificado vertido por Pablo Fernández de que esta formación “representa a un dictador sanguinario”. El líder de Podemos la mantuvo y Luis Fuentes afirmó que la Presidencia la retirará.

Luis Tudanca pidió la palabra para afear a Fuentes que se retire lo dicho sobre Vox pero se mantengan los insultos recibidos a su persona por parte del portavoz popular, que al final del debate recibió la ovación de su bancada puesta en pie, igual que el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea.

En su turno para fijar posición, Pablo Fernández calificó de “vomitivo” y un “ejercicio hipócrita” la propuesta de PP y Cs, en particular del primero por sus casos de corrupción o de bloquear la renovación de las instituciones del Estado, lo que, a su juicio, es cumplir con la Constitución. El líder morado parafraseó a Labordeta y «mandó a la mierda» a ambos partidos.

A favor de la propuesta votaron el resto de representantes del Grupo Mixto, Luis Mariano Santos (UPL), Pedro José Pascual (Por Ávila) y Jesús García-conde (Vox), los dos primeros con “tristeza” al tener que reivindicar lo que es de todos, aunque el leonesista afeó que “con la que está cayendo” PP y Cs “hagan un juego estatal”.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba