Castilla y León

La Junta dice que se cumplió el protocolo en la grabación de ‘Prodigios’

Se produjo un brote de contagios por COVID-19 en el centro cultural Miguel Delibes

La Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León defendió hoy, a través de un comunicado, que «se cumplieron escrupulosamente los protocolos de seguridad establecidos por las autoridades sanitarias, tanto por parte del personal dependiente de la Fundación como de la productora», durante la grabación del programa televisivo ‘Prodigios’ en el Centro Cultural Miguel Delibes de Valladolid.

 

Ical.- El comunicado de Cultura surge ante las informaciones publicadas sobre la grabación del programa ‘Prodigios’ en el Centro Cultural Miguel Delibes de Valladolid, que indican que se produjo un brote de contagios por COVID-19 durante el rodaje.

La Consejería de Cultura y Turismo defiende en su texto que «el desarrollo de rodajes audiovisuales no sufre, en la actualidad, restricciones en nuestra Comunidad Autónoma», puesto que «los rodajes cinematográficos y televisivos pueden celebrarse cumpliendo las normas especificadas en el punto 2.10 del Acuerdo 76/2020 de la Junta de Castilla y León, ya que permite el desarrollo de rodajes y grabaciones audiovisuales cumpliendo una serie de condicionantes de seguridad, descritas como ‘Medidas de higiene y prevención en la producción y rodaje de obras audiovisuales'».

Por ello, la Consejería de Cultura y Turismo decidió «el mantenimiento del acuerdo de grabación del programa televisivo ‘Prodigios’ en el Centro Cultural Miguel Delibes, atendiendo a la protección de la industria audiovisual y al mantenimiento de los objetivos de legislatura relativos a la atracción de rodajes y desarrollo de la industria audiovisual, y una vez comprobados los protocolos de la empresa productora, con una amplia experiencia en rodajes similares en todo el territorio nacional».

Dichas especificaciones mantienen también, según la Consejería de Cultura y Turismo, «las indicaciones generales recogidas en el documento ‘Actuaciones de respuesta coordinada para el control de la transmisión de COVID-19’, de común aplicación en todas las Comunidades Autónomas».

En cualquier caso, desde Cultura se recuerda que «todas las Comunidades Autónomas están permitiendo la celebración de rodajes audiovisuales previa comprobación de los protocolos de seguridad» y que, en el caso del rodaje desarrollado en el Miguel Delibes «se cumplieron escrupulosamente, en todo momento, los protocolos de seguridad establecidos por las autoridades sanitarias, tanto por parte del personal dependiente de la Fundación como de la productora».

Positivos el 22 y 23 de enero

En lo que se refiere a los contagios detectados por COVID-19, la Consejería de Cultura y Turismo señala que «durante la grabación del programa, se detectó un positivo el 22 de enero en la OSCyL y otro en el coro Piccolo el 23 de enero». Posteriormente, y «una vez finalizadas las grabaciones», dos músicos más causaron baja por COVID-19, el 1 de febrero, «sin poder determinar el origen del contagio».

En cuanto al personal dependiente de la productora, al tratarse de una actividad organizada por un tercero, la Fundación comprobó durante la grabación «el cumplimiento de la normativa en materia de seguridad», pero desde Cultura y Turismo señalan que «es a la empresa a quien compete el deber de informar sobre sus trabajadores».

El comunicado concluye señalando que la Consejería de Cultura y Turismo «tomará las medidas que considere oportunas, en caso de detectarse alguna irregularidad o denuncia sobre este asunto», así como que «continuará con sus acciones y programas encaminados a atraer rodajes a nuestra Comunidad Autónoma».

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba