fbpx
Economía

El sector del automóvil de Salamanca arropa a Francisco Bazago

Recibe el premio AESAT, a la trayectoria empresarial y compromiso con la asociación.

La Asociación de Empresarios Salmantinos de Automóviles y Talleres (AESAT) ha vivido una importante jornada para el sector, en la que se ha reconocido en un emotivo acto a Francisco Bazago, fundador de Automóviles Bazago y Fraba Autos, con el premio de AESAT a la trayectoria empresarial y compromiso con la asociación.

Con este homenaje, AESAT ha retomado tras la pandemia su tradicional acto de entrega de premios, “un síntoma de que, poco a poco, estamos recuperando la normalidad”, ha comentado su presidente, Sergio Pérez.

En su resolución, la asociación integrada en CEOE CEPYME Salamanca ha valorado la prolífica trayectoria profesional de Francisco Bazago y el carácter pionero de sus empresas, referencia en Salamanca de la venta y la posventa de vehículos.

De igual modo, Sergio Pérez ha resaltado “su profesionalidad, su compromiso con el desarrollo del sector y su apuesta por el asociacionismo, con su participación activa en las diferentes juntas directivas de AESAT y de la propia Confederación”.

Francisco Bazago, fundador de Automóviles Bazago y Fraba Autos

Francisco Bazago representa a la perfección la gran transformación que ha vivido la automoción en Salamanca a lo largo de las últimas décadas.

La pasión por la mecánica de este salmantino se inició durante el servicio militar, periodo donde aprendió el oficio, reparando todo tipo de vehículos. Sin embargo, las condiciones de vida en Salamanca al inicio de la década de los 60 no eran las actuales. Esto le forzó, como a muchos compatriotas, a emigrar a Alemania. 20 años duró su periplo por tierras germanas.

Durante esas dos décadas, Bazago trabajó en varios talleres oficiales y se formó en los exigentes procesos de reparación de vehículos que se llevaban a cabo en Alemania. Con este gran bagaje técnico, retornó a Salamanca, ciudad en la que abrió un taller especializado en automóviles alemanes, siendo uno de los primeros talleres en reparar vehículos de inyección.

Su buen hacer llamó la atención de una marca como Volvo, de la que primero fue servicio oficial en 1982, para posteriormente convertirse en concesionario oficial de la marca sueca desde 1991 hasta la actualidad.

“Paco Bazago es toda una institución en Salamanca para los que nos dedicamos al automóvil. Es de justicia premiar una trayectoria de prestigio durante tantas décadas al frente de sus empresas. En especial me gustaría destacar su empeño por crear puestos de trabajo en un sector que ha vivido varias crisis importantes en las últimas décadas y su trabajo en favor del asociacionismo en la Confederación y en AESAT. Primero con mi padre, luego con Alberto Moreno de Vega y por último, conmigo”, ha argumentado el presidente de AESAT, Sergio Pérez.

AESAT: tres años de trabajo para apoyar al asociado

Previamente al homenaje de Francisco Bazago, la Asociación ha celebrado su asamblea general anual, en la que se ha dado por concluido su último ejercicio, aprobando tanto las cuentas de 2021 como el presupuesto del 2022. “Me gustaría agradecer a los miembros de la junta directiva de AESAT el trabajo de estos últimos tres años. Hemos vivido años muy complicados, en especial por el impacto que ha tenido la pandemia. En aquella época, estuvimos muy cerca del asociado y le apoyamos en todo lo necesario, llegando incluso a congelar el cobro de la cuota. Aquellas experiencias nos han servido para trabajar con aún más implicación para ofrecer unos servicios de calidad a nuestros asociados”, ha destacado Pérez.

Durante su celebración, los empresarios salmantinos de automóviles y talleres han abordado los retos de futuro que afronta el sector actualmente: el aumento del precio de los combustibles por la guerra en Ucrania, la caída de las matriculaciones en 2022, la crisis de los semiconductores y su impacto en la falta de vehículo nuevo o la escasez de profesionales cualificados en la posventa, entre otras.

Cuestiones que forman parte de una de las líneas estratégicas de trabajo de AESAT, como es el desarrollo de la comunicación con el asociado. “En estos últimos años hemos realizado varios proyectos de calado en este sentido. En primer lugar, un cambio de imagen corporativa de la asociación, hacia un diseño más moderno. Hemos llevado a cabo campañas informativas con cuestiones de actualidad como las recomendaciones de seguridad en el trabajo ante el COVID o los derechos de los clientes en las reparaciones en las que intervenga una compañía aseguradora. Queremos mantener un vínculo estrecho con el asociado para mantenerle informado de toda la actualidad del sector que sea de su interés”.

Finalmente, Sergio Pérez ha puesto en valor “la gran profesionalidad del anterior secretario de AESAT, Víctor Yenes, quien nos estuvo apoyando en cualquier situación durante los momentos más duros de la pandemia”, así como “la gran labor que continúa ahora el secretario actual, Manuel Prieto y el resto del personal que conforma la Confederación CEOE CEPYME Salamanca”.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba