Deportes

El Guijuelo se acostumbra a la tragedia

El Guijuelo se ha acostumbrado a vivir al borde del precipicio y parece cómodo en esas circunstancias. El único que lo lleva con naturalidad.

 

Este domingo volvió a perder fuera de casa y, lo que es más inquietante, sin ofrecer indicios de que podía haber obtenido algo positivo de su visita al Tudelano.

Eso, sin contar el penalti que se ‘tragó el árbitro en la segunda parte a favor de los chacineros y que pudo haber cambiado el signo del partido.

Un enfrentamiento que ante el Tudelano es muy previsible, porque los navarros se asientan atrás, esperan  a su rival y si se presenta la ocasión, marcar y guardar la ropa. Como hicieron ante los de Fabregat.

Aprovecharon una de sus dos ocasiones, propiciadas de nuevo por errores defensivos que no cesan, y se llevaron los tres puntos. La otra la desbarató Kike Royo. Ni siquiera apretaron cuando se vieron en superioridad numérica a partir del 36 de la segunda parte.

Y el Guijuelo, pese a saberlo, volvió a hacer concesiones atrás y se mostró romo en ataque.

El equipo chacinero suma una nueva derrota y parece abocado a salvar la categoría ganando todo lo que le queda en casa, si no se produce un cambio de rumbo a tiempo e inminente. Los tres equipos que le preceden empataron sus respectivos partidos este domingo. Una semana más sigue en descenso directo.

De entrada, la próxima semana recibe a la Ponferradina, uno de los que equipos que lucha por el play off de ascenso.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba