Local

Un proyecto para reducir el estrés en familiares de personas dependientes

La Unidad de Investigación de Atención Primaria del Centro de Salud La Alamedilla de Salamanca está desarrollando un proyecto para mejorar la calidad de vida de los cuidadores que llevan a familiares dependientes a centros de día para mayores.

 

Con frecuencia estos usuarios se resisten a acudir, con el consiguiente aumento del estrés para los miembros de sus familias. Esta iniciativa apuesta por ejecutar un programa de intervención que sirva de apoyo a los cuidadores. Si sus resultados son positivos, podría ofrecerse en los centros de día, tal y como explica la Agencia Iberoamericana para la Difusión de la Ciencia y la Tecnología, Dicyt.

Emiliano Rodríguez Sánchez, investigador principal del proyecto, explica que esta línea de trabajo comenzó hace ya 10 años. “En su día realizamos entrevistas a cuidadores de familiares dependientes y elaboramos un programa de apoyo psicológico basado en evidencias, es decir, con el respaldo de la investigación científica”, afirma. El proyecto se concretó en una serie de talleres para grupos de cuidadores y de esa experiencia aún perviven grupos de autoayuda que se reúnen dos veces al mes en el Centro de Salud Miguel Armijo Moreno. “Aunque reducidas por falta de recursos, a estas sesiones están invitados todos los cuidadores de Salamanca”, comenta.

Derivado de este trabajo, en la actualidad está en marcha el proyecto ‘Intervención sobre cuidadores de familiares con problemas de conducta relacionados con la asistencia al centro de día’, también denominado Estudio Procendias. “Los centros de día son un método de respiro para los cuidadores, pero no tienen tanta demanda como deberían por los problemas de conducta que a veces presentan las personas dependientes”, explica Olaya Tamayo Morales, una de las investigadoras que se ocupa de esta iniciativa. En definitiva, a menudo los cuidadores no llevan a sus familiares dependientes porque estos no reaccionan de forma positiva a la estancia, al transporte o ambos.

La intervención está dirigida particularmente a los cuidadores de familiares con deterioro cognitivo, por lo que se incluyen los centros especializados de Salamanca como la Asociación de Familiares de enfermos de Alzheimer (AFA) y el Centro de Referencia Estatal de personas con Enfermedad de Alzheimer y otras Demencias (CREA), pero se pueden beneficiar de ella también aquellas personas que acuden a otros centros de día para mayores y no presenten demencia (Cruz Roja, Salamanca Vida, etc…).

Cuidar a una persona dependiente se considera una situación de estrés que afecta a la salud, así que cualquier avance en este terreno tendría una importante repercusión social. Un 84% de los cuidadores experimentan algún problema físico y un 70%, dolores de cabeza y cansancio. En general, presentan altos niveles de depresión, ansiedad e ira y consumen más fármacos que el resto de la población. La mayoría son mujeres y en muchas ocasiones, cónyuges de la persona dependiente.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba