LocalSucesos

La Policía asesta el mayor golpe al tráfico de hachís de la última década en Salamanca

Los agentes detienen a tres personas y se incautan de 71 kilos de esta sustancia

La Policía Nacional de Salamanca ha asestado el mayor golpe al tráfico de hachís de la última década en la provincia, con la incautación de 71 kilos de esta sustancia que en el mercado habrían alcanzado un valor superior a los 400.000 euros.

 

Agentes de la Policía Nacional de Salamanca han detenido a un matrimonio de nacionalidad marroquí, el varón de 45 años y la mujer de 38 y a un ciudadano español de 60 años, como presuntos autores de un delito contra la salud pública, por tráfico de drogas, incautándose como resultado de las intervenciones y registros efectuados, más de 71 kilos de hachís, 5 vehículos, una  pistola detonadora de pequeño calibre, pero que estaba modificada y adaptada para poder ser utilizada como una real, más de 1.000 euros en dinero, balanzas de precisión, teléfonos, tablets, televisores, ordenadores y otros efectos relacionados con la actividad ilícita a la que se venían dedicando.

Las detenciones y la intervención de la droga y demás efectos son el resultado de una operación que se inició por agentes de la UDYCO a mediados de julio del pasado año de 2017, cuando se detectó que un matrimonio marroquí podía distribuir hachís a otros pequeños traficantes, para que estos, a su vez, lo vendieran al menudeo.

Las investigaciones permitieron constatar que, efectivamente, el matrimonio, residente en la calle Manuel de Falla, del Barrio de San José, se dedicaba a la distribución a terceros de la sustancia, ocupando por ello un escalón intermedio entre los grandes distribuidores y los pequeños que completaban la cadena, con la venta final al menudeo a los drogodependientes.

El pasado día 31 se practicó la detención de uno de estos terceros, incautándose de 500 gramos de hachís, por lo que se decidió, al tener muy avanzada la investigación, iniciar los registros, principalmente en el domicilio ocupado por el matrimonio distribuidor y en un garaje donde tienen vehículos que utilizan.

Los agentes se incautaron en uno de los vehículos que había en el garaje de la calle Argentina de 25 kilos de hachís y en el domicilio de la calle Manuel de Falla, de otros 45,3 kilos, y detuvieron al matrimonio y al otro implicado de nacionalidad española.

El hachís intervenido, 71.053 gramos en total, tendría un valor en su venta al menudeo por gramos, según la valoración efectuada por la Oficina Central de Estupefacientes, de 416.429 euros.

El matrimonio solía bajar a Marruecos para subir el hachís que luego colocaba entre los pequeños camellos encargados de su venta al consumidor final.

Contactaba con sus vendedores por vía telefónica y por WhatsApp, y que daban en cualquier zona de la ciudad a donde se desplazaban en alguno de los cinco coches que tenían (entre ellos un Mercedes) para efectuar las entregas. Así han estado dos años hasta que han caído.

Los detenidos, cuando finalice la instrucción del atestado policial, serán puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia.

Galería de fotos de la droga y efectos intervenidos, aquí


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba