Cosas de la vida

Ventajas de contratar la tarifa de discriminación horaria de Podo

El ahorro ha sido desde siempre uno de los factores determinantes en cualquier hogar español, especialmente en lo que concierne a la factura de electricidad. Sin embargo, a pesar de la gran cantidad de recursos que tenemos a nuestro alcance para ello parece que nunca somos capaces de alcanzar el máximo ahorro posible.

 

El contrato que nos suministra nuestra comercializadora de electricidad se antoja un terreno casi inamovible. En este sentido, poco podemos hacer para ahorrar todo lo que desearíamos. No obstante, desde hace unos años han surgido nuevas comercializadoras de electricidad que tienen precisamente en el ahorro en el precio de la energía una de sus máximas principales.

Una de estas nuevas compañías es Podo. Surgida en el 2016, es en la actualidad la que ofrece las tarifas de luz y gas natural más baratas del mercado español. Y lo hace mediante una serie de nuevos conceptos y herramientas, pero también a partir de criterios ya establecidos tales como el uso de la discriminación horaria.

La tarifa de discriminación horaria divide nuestro consumo eléctrico en horas punta y horas valle. Para saber un poco más sobre este tipo de tarifa, aquí nos cuentan de forma detallada todo sobre la discriminación horaria. No obstante, a continuación precisaremos algunas de las ventajas de disponer de este concepto.

Ventajas de la tarifa de discriminación horaria

Dependiendo del tipo de usuario y del consumo que haga, la tarifa con discriminación horaria puede resultar un plan de precios muy beneficioso y económico. No en vano, se trata de un tipo de tarifa que reduce el importe de la factura eléctrica de forma considerable si se hace uso del suministro en los horarios establecidos por Podo.

La tarifa de discriminación horaria es muy efectiva, por ejemplo, para aquellas personas que trabajan o realizan actividades fuera de casa durante todo el día, que es cuando se desarrolla el periodo Punta. Este tipo de personas realizan el mayor consumo de energía por la noche, que será el momento en el que el precio de la energía sea más barato.

Es, precisamente, a esa hora, en el periodo Valle, cuando podemos conectar aquellos electrodomésticos que más gasto tienen en el hogar, lo que supondrá un interesante ahorro a final de mes en la factura.

Según estimaciones de la compañía, el 85% de las viviendas saldrían beneficiadas con esta tarifa, ya que incluye un tramo horario un 20% más barato durante 14 horas al día. Si se centra el consumo en el periodo Valle, especialmente de los electrodomésticos que más gastan en la casa, el ahorro a final de mes puede ser más que interesante.

La clave del ahorro con esta tarifa está en concentrar el máximo de consumo posible en las horas del periodo Valle en las que la energía es más barata. Un buen momento para poner el lavavajillas o programar la lavadora, cargar los dispositivos electrónicos por la noche, preparar la comida de la semana, etc.

La cuestión sería, por tanto, tratar de armonizar todas estas tareas y trasladarlas al periodo de consumo más barato. Un pequeño cambio en nuestros hábitos que a la larga puede suponer un ahorro considerable.

La tarifa de discriminación horaria según los hábitos de consumo de cada hogar

Todo esto nos lleva a la conclusión de que antes de contratar la tarifa de discriminación horaria debemos comprobar si realmente se adapta a nuestros hábitos de consumo y estilo de vida. No obstante, y según diversos estudios llevados a cabo, se trata de un tipo de tarifa que sería altamente beneficiosa para más del 80% de los hogares españoles.

Los actuales ritmos de vida que llevan muchas familias nos inclinan hacia unos hábitos de consumo que tienen mucho que ver precisamente con la tarifa de discriminación horaria. Es evidente que hay casos con un mayor potencial de ahorro que otros con esta tarifa, pero también es cierto que en muchas ocasiones podremos cambiar nuestros propios hábitos de consumo para ahorrar con la contratación de este servicio.

El objetivo final de la tarifa de discriminación horaria de Podo es reducir el consumo en los horarios de mayor demanda de energía. Bien es cierto que solo algunos consumidores pueden beneficiarse de ella a partir de sus hábitos, pero de ser así es una de las opciones más factibles para el ahorro en la factura de la luz.

En definitiva, la tarifa de discriminación horaria que nos ofrece Podo nos brinda una excelente oportunidad de ahorro al centrar el consumo en las horas más baratas. Una tarifa en la que se paga un precio diferente por la energía en función de la franja del día en la que la consumamos. Solo será necesario hacer los cálculos pertinentes para ver la cantidad que nos podemos ahorrar con esta tarifa.



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba