LocalPortada

4.324 salmantinos en la lista de espera para operarse

El año pasado acabó con 769 pacientes menos esperando a entrar en el quirófano

Salamanca acabó 2018 con 4.324 pacientes esperando a ser llamados para una operación quirúrgica, lo que supone un descenso de 769 respecto a la lista de espera quirúrgica de hace un año. La demora media para operarse en Salamanca es de 95 días, treinta menos que hace un año. Pese a este descenso, la lista de espera para operarse en Salamanca es la más elevada de la región, junto al conjunto de la provincia de León y ligeramente superior a la que hay en la suma de los hospitales de Valladolid, y donde más demora hay. Al menos, 2018 ha acabado sin pacientes que llevan más de un año esperando a entrar en el quirófano, según los datos facilitados este martes por Sacyl.

 

Salamanca acapara la quinta parte de la lista de espera quirúrgica de toda Castilla y León, donde hay 22.524 pacientes con una demora media de 65 días (en Salamanca el retraso es de 95).

La lista de espera quirúrgica de la provincia tiene 87 pacientes de prioridad 1 (los que deben ser intervenidos en menos de 30 días), la cifra más alta de la región y 11 pacientes menos que hace un año. Estos tienen que esperar una media de 16 días.

En prioridad 2 (pacientes cuya situación admite una demora relativa, siendo recomendable la intervención en un plazo inferior a 90 días) hay 1.231 personas (41 más que hace un año), de largo la cifra más elevada de Castilla y León, que tienen que esperar una media de 104 días (20 menos que hace un año). No obstante, hay 556 que ya llevan en espera más de tres meses.

En prioridad 3, (pacientes cuya patología permite la demora del tratamiento, ya que aquella no produce secuelas importantes) hay 3.006 personas (799 menos que hace un año), también la cifra más elevada de la región, que tienen que esperar una media de 94 días (34 menos) para ser intervenidos desde que el especialista recomendó su operación. No obstante hay 542 que superan los seis meses de espera.

Las especialidades más colapsadas son Traumatología (con 1.485 pacientes), cirugía general y del aparato digestivo (871 casos) y oftalmología (620 pacientes).

Las demoras más largas se localizan en cirugía plástica (125 días de media), urología (118) y traumatología (113 días).

El Hospital de Salamanca redujo, durante los últimos dos años y medio en los que se puso en marcha el Plan Perycles, sus listas de espera en un 39 por ciento, según el consejero de Sanidad de la Junta, Antonio María Sáez Aguado, que señaló además que la demora media para ser intervenido se redujo en un porcentaje similar, situándose el Complejo Asistencial en la media nacional. En este sentido, explicó que la espera media en el Hospital de Salamanca se sitúa en 95 días, siendo intervenidos los pacientes graves antes del mes, y que a cierre de 2018 esperaban a ser intervenidos 4.324 pacientes.

Sáez Aguado achacó estos datos a los cambios organizativos, así como a la mejora del rendimiento y a la contratación de personal. “El de Salamanca es uno de los Hospitales que mayor número de quirófanos abre en jornada vespertina”, recordó. Además, apuntilló que el tiempo de uso de los mismos se redujo y que hace dos años se reforzaron los equipos mediante la contratación de profesionales.

Lista de espera de 2017.
Lista de espera de 2018.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba