Local

Pongamos en valor la Plaza del Mercado Viejo

La Asociación Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio considera que su actual aspecto y uso degrada el entorno arquitectónico y pide una intervención de acuerdo a su consideración

 

Actualmente, la Plaza del Mercado Viejo presenta un aspecto pobre y muy descuidado. La Asociación Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio considera que el Ayuntamiento no le presta la atención necesaria a este enclave, que no está convenientemente urbanizado, ni tratado acorde con su calificación, teniendo en cuenta que es un espacio histórico en cuyo entorno se sitúan hasta cuatro edificios catalogados.

De hecho, la asociación señala que desde el Ayuntamiento se ha favorecido la pérdida de este lugar como espacio público de encuentro, de esparcimiento, de observación del patrimonio arquitectónico y del Teso de las Catedrales.

La ocupación de la superficie, principalmente por vehículos privados aparcados durante todo el día, no es la mejor utilización para una plaza pública en el seno de la ciudad histórica, como tampoco es la mejor imagen o impresión para quienes atraídos por el Museo de Automoción que alberga un bien industrial como lo es la antigua fábrica de luz o la restaurada fábrica de harinas se acercan hasta este enclave.

Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio propone, por tanto, la supresión del aparcamiento en superficie en este lugar y urbanizarlo de acuerdo a una configuración que favorezca su uso como espacio público para las personas, la estancia y el respeto por el patrimonio y la ciudad, dotándolo de itinerarios y zonas protegidas con parterres y vegetación y acompañándolo del mobiliario que asegure una cómoda estancia, del cual hoy está desprovisto.

La liberación de la Plaza del Mercado Viejo del tránsito y aparcamiento de vehículos aportaría seguridad a quienes transitan por ella, vecinos y visitantes, así como una mayor calidad de vida al reducir el ruido y el aparcamiento desordenado.



Noticias relacionadas

Un comentario

  1. Las dimensiones de la llamada Plaza del mercado Viejo son muy reducidas además de estar sacrificada al aparcamiento de coches lo que no deja de ser en sí un disparate. Que se pretenda cambiar su uso de espacio abierto público a dársena para recibir buses es un disparate. Nuestra flamante y nueva Corporación, antes de dar el paso, debería asesorarse mejor por sus «brillantes» técnicos.

Deja un comentario

Botón volver arriba