fbpx
LocalPortada

Nuevo chanchullo en la gestión de las piscinas de Salamanca

Denuncian que se incumple el contrato de adjudicación y el convenio colectivo con los trabajadores

 

  • La empresa subcontrata parte del personal para generar déficit de explotación y trincar parte de los 800.000 euros anuales que el Ayuntamiento tiene para compensarle

  • Denuncian que se incumple el contrato de adjudicación y el convenio colectivo con los trabajadores

 

La empresa adjudicataria de las piscinas municipales, Clequali, ha subcontratado a otra empresa controlada por ella misma, llamada Prointal, la contratación de buena parte de los trabajadores de las piscinas que solo abren en verano, incumpliendo, de este modo, el contrato de concesión del servicio municipal. Además, incumple el convenio colectivo encargando a trabajadores tareas distintas a las suyas y de una categoría superior pero pagándoles por la que tienen reconocida, con lo cual se ahorran un dinero.

Por eso, CCOO ha denunciado ante la Inspección de Trabajo a las empresas Clequali S.L y Prointal, por su gestión de las piscinas municipales y pide al Ayuntamiento que no permanezca de brazos cruzados, porque algunas actitudes de la concesionaria pueden ser motivo para rescindir el contrato.

Un contrato adjudicado el 31 de diciembre de 2014 por diez años con una prórroga de cinco por un montante total de 47 millones de euros.

Los adjudicatarios fueron la unión temporal de empresas formada por Clequali y Enjoy Wellness, que se unieron bajo la marca Piscis porque una (Enjoy) aportaba la experiencia en la gestión de estas instalaciones y Clequali el dinero.

Tres años después, cuando Clequali ya podía aportar la experiencia requerida, Enjoy, que se ha adjudicado otras instalaciones (El Multiusos y La Aldehuela, de momento), se salió de la UTE y se quedó sola Clequali.

La empresa asume en exclusiva la explotación de las piscinas municipales (a las que se sumará el complejo climatizado de San José) y debe cumplir todas las exigencias del contrato de adjudicación del servicio, como aportar los medios materiales y humanos para dar un servicio de calidad.

Además de los 47 millones del contrato, existe la posibilidad de que la adjudicataria se embolse hasta 800.000 euros más al año en concepto de “cobertura de déficit de explotación”, es decir, si justifica que mantener el servicio le ha costado más de lo que tiene asignado por contrato al año.

CCOO sospecha que la empresa ha montado otra llamada Prointal para subcontratar hasta 30 trabajadores en la temporada de verano. Ya lo hizo el año pasado y lo ha vuelto a repetir en 2019.

De ese modo justifica una buena cantidad para empezar a morder parte de esos 800.000 euros adicionales que aportaría el Ayuntamiento cada año para cubrir supuestos gastos adicionales de la adjudicataria.

CCOO quiere que el Ayuntamiento le pare los pies

Emilio Pérez Prieto, secretario provincial de CCOO, dijo este jueves que eso es “una cesión ilegal de trabajadores y competencias a Prointal” y que lo único que persigue Clequali “es hacer negocio accediendo a esos 800.000 euros de la compensación del déficit de explotación incumpliendo el contrato de concesión”. Además, los pliegos de licitación obligaban a la adjudicataria a tener servicio limpieza durante todo el día (desde la apertura hasta el cierre) en las instalaciones y los trabajadores han denunciado que van de 8 a 10. Las piscinas abren a las once y vuelven a de 18 a 19 horas. El resto del día no van. Así en todas, excepto en las de Garrido y La Alamedilla que tienen servicio todo el año.

En eso consistiría el incumplimiento del contrato de concesión del servicio. Pero es que, además, CCOO, denuncia que se está incumpliendo el convenio colectivo mezclando categorías y funciones y precarizando al personal (socorristas, monitores, limpieza,…).

Pusieron el ejemplo de un contratado para el servicio de limpieza, que gana 700 euros, al que también le piden que haga tareas de mantenimiento, categoría que se paga a mil euros al mes.

CCOO quiere que el Ayuntamiento le pare los pies a la empresa, pero no será fácil. Clequali fue una de las empresas “amigas” del PP de Mañueco que salieron al rescate del equipo de gobierno cuando se frustró el presunto intento de darle las guarderías municipales a la empresa de la mujer del cabecilla de la trama Lezo de corrupción en el PP, José Ignacio González. La intervención de la UCO impidió que el proceso, que ya estaba en marcha, culminara con la adjudicación al grupo sospechoso, que acabó retirándose y se improvisaron dos ofertas. En una de ellas participaba Clequali y la otra era de Eulen, a la que le iban a arrebatar el contrato de 7,2 millones de euros y que, cuando ya lo tenía perdido, acabó renovándolo por esta carambola.

El PSOE

Mientras tanto el grupo municipal socialista recuerda que, hace ya tres semanas, solicitó un informe específico sobre el posible incumplimiento contractual de la empresa concesionaria de las piscinas municipales al recurrir a la subcontratación para la formalización de los contratos del personal de verano.

Tras la denuncia planteada por CCOO, el PSOE solicitará la ampliación de la información antes solicitada por los concejales socialistas, y pedirá un informe concreto y detallado en torno al incumplimiento de los pliegos del contrato, del convenio colectivo, así como de las restantes irregularidades que se han dado a conocer.

Desde el PSOE se exige al Gobierno municipal del PP encabezado por Carlos García Carbayo, sostenido y con la complicidad de los concejales de Ciudadanos,  “la máxima transparencia y control en el cumplimiento de las obligaciones contractuales de las empresas concesionarias, y tome todas las medidas y decisiones que estén a su alcance para que se respete a los trabajadores y se defiendan los derechos de todos ellos”.

El Ayuntamiento

A raíz de la denuncia presentada por Comisiones Obreras ante la Inspección de Trabajo, el Ayuntamiento de Salamanca ha abierto un expediente informativo con la finalidad de analizar si se ha producido un incumplimiento del contrato de gestión de las piscinas municipales.

A tal efecto, el Ayuntamiento solicitará a la empresa que presente sus alegaciones sobre el contenido de la denuncia.

En cuanto a aquellos aspectos de la denuncia que se refieran a incumplimientos de la normativa laboral y que afectan a las condiciones laborales de los trabajadores, el Consistorio estará abierto a lo que disponga la Inspección de Trabajo y cooperará con ella en todo aquello que necesite.

Noticias relacionadas

3 comentarios

  1. El Ayuntamiento es pleno conocedor de la situación pero no quiere hacer nada ni este año ni lo hizo el año anterior. ¿Porqué será?

  2. Señores del PSOE pónganse las pilas de una Santísima vez, ¿han tenido que esperar a que CCOO ponga la denuncia?

Deja una respuesta

Botón volver arriba