Cultura

Un cuadro es el regalo de la Junta a las Dominicas por su 600 cumpleaños

La institución regional dona una réplica del siglo XVIII de ‘Sor Teresa Chikaba y su confesor’

 

Hace 600 años, doña Juana Rodríguez, dona su palacio y otras construcciones adyacentes, para que albergaran un convento de religiosas de la Orden de Santa Domingo.

Hoy, las madres Dominicas continúan allí, como en 1419. Y, este lunes, la Junta de Castilla y León le ha donado un cuadro donde se puede ver a Sor Teresa Chikaba junto a su confesor. Es el regalo que le hace la institución regional por estos 600 años.

Se trata de un cuadro anónimo del siglo XVIII ubicado en el Museo Provincial hasta el momento, que se encuentra en un estado de conservación dificultoso, pero que contiene gran valor artístico y un importante valor documental.

Además, se realizarán más actos por estos seis siglos que lleva la comunidad religiosa en Salamanca. Así, el programa incluye la celebración de dos misas solemnes que se llevarán a cabo el próximo 4 de septiembre y el 8 de noviembre.

Por otro lado, habrá un ciclo de tres conferencias que tienen por objeto ver cuál es la vida y el claustro durante los 600 años, además de la vida contemplativa a día de hoy y por último la puesta en valor artístico y cultural del claustro.

Por último, habrá un programa de obras teatralizadas dentro de la iniciativa del Ayuntamiento de Salamanca ‘Las Llaves de la Ciudad’, que dará «otra visión» a todos los que se acerquen al lugar y que se llevará a cabo de octubre a diciembre.

De este modo, el Convento de las Madres Dominicas de las Dueñas en Salamanca se suma por primera vez al programa cultural con las visitas teatralizadas.

Proceso de canonización

Este acto, está vinculado también al proceso de canonización de ‘La Negrita’, como era conocida Chikaba, abierto en Roma.

En ese sentido, dentro de los actos de conmemoración del sexto centenario del Convento salmantino, que se celebrarán durante este año, se quiere sumar al proyectado para «La Negrita» y que pondrá en valor ese «recorrido espiritual».

La autora de un cuento dedicado a Chikaba ‘El sol de Teresa’, Amparo Sanz Albornos, destacó que esta donación «es un símbolo de reconocimiento de las mujeres santas» que han estado durante estos 600 años en el convento, además de «un hecho histórico y clave», para el proceso de canonización.

En esta obra donada aparecen en posición de oración y máximo respeto, Sor Teresa Chikaba, San Vicente Ferrer en una esquina y San Cayetano en la otra.

El cuadro regalado por la Junta a las madres Dominicas.



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba