Cosas de la vida

¿Cómo funciona el tarot?

El tarot es una práctica ancestral que se remonta desde hace muchos siglos. Su popularidad hoy día es inmensa, a pesar de que no sean tantos ni los creyentes ni los practicantes ni las videntes. Se trata de una disciplina que es difícil que genere indiferencia, gracias a sus resultados: resulta ser algo místico, pero que ha dejado en evidencia sus resultados.

El tarot causa tanto furor debido a su efectividad cuando es bien practicado. Es por eso que hasta los más más incrédulos quedan escépticos, sin poder rechazar al tarot por completo. Claro está, para que funcione, la consulta debe estar hecha por una vidente real. Dentro de la alta demanda que hay en estos servicios, muchas personas caen en estafas cuando se consultan con videntes que en realidad no lo son. Esto hace que el tarot pierda credibilidad.

A quiénes y cómo ayuda el tarot

A pesar de que ocurre este fenómeno, el tarot siegue siendo altamente demandado en el mundo. Son millones de personas que desean encontrar un camino para resolver sus problemas y que han intentado muchas cosas más sin tener ningún resultado. El tarot atrae  a la gente que desea salir de un conflicto, pero no son los únicos. Hay los interesados que desean comprenderse a sí mismos y hallar una conexión, otros que simplemente quieren entender una situación y hay los que buscan una guía que oriente sus pasos día a día.

A través del Horóscopo y la carta astral

En revistas, periódicos y aplicaciones está de moda conocer qué es lo que ocurrirá en el día que transcurre. Incluso los más reacios saltan ante la posibilidad de sentirse identificados con algo de esto. Se trata del horóscopo diario. Dentro del mundo del tarot es lo más famoso que hay por su accesibilidad, ya que se puede asistir a un agran cantidad de personas a la vez de manera generalizada.

Para la mayoría es suficiente con saber su signo zodiacal y entender que las predicciones de los astros son términos generales. Aciertan, sí, pero en medidas poco precisas, gracias a las particularidades de cada quien. Para tener una guía simple y entendiendo las limitaciones funciona muy bien.

Aquellas personas que desean exactitud, deben hacerse una carta astral, con el fin de conocer los detalles que están alrededor de su nacimiento. Estos datos ayudan a obtener predicciones mucho más precisas, por ofrecer una visión mucho más amplia. Es muy difícil que se repitan dos cartas astrales exactamente iguales, por no decir prácticamente imposible.

Todos los factores que están en la carta astral son los que afectan a la energía de los astros, valga la redundancia, y que influyen en cada persona. Con todos ellos claros, es posible leer con más exactitud el horóscopo. Hay las videntes que se especializan en hacerlo día a día para que todos sus seguidores lo puedan ver en cada mañana.

A través de las cartas

Las cartas son la herramienta por excelencia del tarot. Permiten ver a profundidad a la persona que hace la consulta, si esta lo permite. El poder de la vidente es importante, pero lo es más la intensidad y la concentración de la persona que pregunta. Se mostrará solo lo que la persona quiera ver. Hay dos tipos de maneras de utilizar las cartas: a través de las tiradas y a través de las consultas.

Las tiradas

La tirada de cartas gratis permite tener una lectura rápida, sin mucha profundidad, pero que sirve muy bien como prueba, además de necesitar solo un momento. Es ideal para quienes deseen tener una noción o responder una pregunta en concreto, sin tener que gastar mucho tiempo de su día.

Estas tiradas están orientadas hacia un tema en concreto, por lo que es mejor si la vidente que la realiza se especializa en esa área. Como se dijo anteriormente, su influencia es importante, pero más aún lo es la participación del consultante: hay que tener la pregunta bien definida y hacerla con honestidad.

Las consultas

Las consultas son mucho más profundas requieren de toda la concentración de la vidente y del consultor. En ellas se puede conectar con diversos aspectos y relacionarlos entre sí. El amor, el dinero, la familia, los amigos, el peligro. Son muchas las inquietudes que puede tener una persona en su vida, pero suele ocurrir que todas están relacionadas entre sí. Esto se debe a que es la persona la que se afecta a sí misma y se permite afectar por los demás: es ella misma el origen de todo.

En las consultas se busca entender esa conexión que hay entre el ser y los aspectos de su vida. Más que soluciones, se buscan entendimientos. Es a través de estos entendimientos que las personas logran hacer un cambio en sí mismas y, por ende, encontrar la forma de salir de los problemas que las aquejan.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba