Cultura

Las salas de cine de Salamanca y Valladolid piden medidas “racionales”

Han solicitado por escrito una reunión “urgente con los consejeros de Cultura y Sanidad para buscar “soluciones equilibradas”

 

La Federación de Cines de España (FECE), asociación que agrupa a la mayoría de los cines españoles y de las provincias de Valladolid y Salamanca, manifestó este viernes su rechazo a las medidas aprobadas esta semana por la Junta de Castilla y León para extremar las restricciones de los aforos hasta 25 personas en espacios cerrados, independientemente de su capacidad, y solicitaron su “anulación” por considerarlas “arbitrarias y desproporcionadas”

 

ICAL.  “Es necesario buscar un equilibrio y que las medidas sean racionales y proporcionales, tanto desde un punto de vista sanitario como económico”, señalan antes de defender que “las salas de cine contribuyen a dinamizar la economía y el empleo local”, ya que hasta el 62 por ciento del impacto que causan las salas de cine, permanece dentro del distrito donde se genera, y hasta el 88 por ciento en la misma provincia. “Los beneficios de la actividad de la exhibición cinematográfica benefician al tejido económico y la población local”, defienden.

En un comunicado recogido por Ical, señalan que el sector ha solicitado por escrito una reunión “urgente” tanto con la consejera de Sanidad, Verónica Casado, como con el consejero de Cultura, Javier Ortega, para trasladarles la colaboración del sector en la búsqueda de “soluciones equilibradas que vayan en beneficio del conjunto de la sociedad y la economía de los municipios de Valladolid y Salamanca”.

El comunicado concluye que “las salas de cine son un lugar seguro”, y advierte que desde el momento de la reapertura, las salas de cine han implementado un estricto protocolo sanitario con medidas como el fomento de la compra online de las entradas, pago con tarjeta ‘contactless’ en taquilla, carteles informativos sobre las medidas sanitarias y distancia física a respetar en el local, instalación de dispensadores de gel hidroalcohólico y mamparas, incremento de la frecuencia de limpieza y desinfección, y reducción del aforo de cada sala.

“Desde el inicio de la crisis de la Covid-19, las salas de cine han mostrado en todo momento una total colaboración con las autoridades sanitarias para adecuar los espacios según normativa y poder volver a la actividad para que los ciudadanos puedan seguir disfrutando de la experiencia cinematográfica de forma segura”, remachan.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba