Local

Concluye la intervención en la cubierta de San Martín de Tours

Dentro del Plan Románico Atlántico

La consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León y la Fundación Iberdrola España han finalizado la actuación en la cubierta de la iglesia de San Martín de Tours en Salamanca, dirigida a garantizar la seguridad y estabilidad del edificio.

 

Los trabajos se han centrado en redistribuir el peso de la cubierta. Se mantiene, además, la monitorización del inmueble para facilitar su conservación y se ha presentado el proyecto para la restauración e iluminación del interior del templo, que se llevará a cabo en la siguiente fase.

La intervención forma parte del Plan Románico Atlántico, un proyecto de cooperación transfronteriza y colaboración público-privada, para conservar, restaurar y poner en valor el patrimonio cultural de las provincias de Zamora y Salamanca y las regiones fronterizas de Porto, Vila Real y Braganza.

La iglesia de San Martín de Tours cuenta con la declaración de Monumento Histórico-Artístico y es junto con la Catedral Vieja el edificio románico más significativo de la capital. Fue levantada en el siglo XII, sobre una construcción anterior y ha sufrido numerosas reformas a lo largo del tiempo.

Las deformaciones existentes en pilares, arcos y bóvedas de las tres naves del edificio, fruto de la propia construcción y de diferentes modificaciones a lo largo de su historia, justificaron un estudio completo de su secuencia constructiva dentro del Plan Románico Atlántico, que incluyó un análisis de la evolución de su arquitectura, abordado por varios equipos multidisciplinares.

El análisis se completó con la monitorización del edificio, mediante la colocación de diferentes sensores y dispositivos que permiten conocer y observar su comportamiento para disponer de un diagnóstico más preciso a la hora de abordar las acciones de restauración.

De este modo, con la información aportada por la monitorización y los estudios e informes que se han ido realizando de forma paralela, entre ellos un levantamiento de precisión que resultó clave para la comprensión del comportamiento estructural del templo, pudo confirmarse que las cargas que soportaban los muros románicos del edificio estaban descompensadas y era necesario realizar una redistribución para mejorar el margen de seguridad estructural.

Peso de la cubierta

La actuación, que ha contado con cofinanciación de fondo FEDER, se ha centrado en la cubierta del templo, modificando sus puntos de apoyo para distribuir mejor su peso sobre los muros románicos, trasladando y centrando las cargas.  Los trabajos comenzaron a finales de 2019 y se han prolongado hasta finales de verano. Se completa, de este modo, la consolidación estructural del edificio y, en la siguiente fase se abordará la restauración y adecuación interior.

La intervención en la cubierta se suma a las desarrolladas desde 2015 en el templo, dentro del Plan Románico Atlántico con una inversión total de 356.000 euros. Así, junto a los estudios y el proceso de monitorización, se han ido acometiendo actuaciones urgentes para paliar los problemas de desprendimientos y pérdidas de estructura, como las realizadas en el primer tramo de la nave del Evangelio, sobre la llamada Puerta del Obispo, que concentraba la mayor parte de los daños.

Posteriormente, se recuperó el acceso por la puerta norte del templo y se acondicionó un punto informativo y de recepción de visitantes inaugurado en 2017. Del mismo modo, se mejoró el acceso a la Capilla del Carmen, donde se conserva una rica portada románica con policromía original y se le dotó de una iluminación más acorde con el conjunto y más eficiente.

Próximas intervenciones

Concluida la actuación en la cubierta, se ha redactado el proyecto para la restauración e iluminación del interior del templo, que permitirá acomodarlo a los requerimientos de un espacio situado en pleno corazón de una ciudad histórica, que compagina su uso litúrgico con el interés artístico e histórico que despierta entre los muchos visitantes que pasan cada día frente a sus puertas.  Los trabajos de restauración se centrarán en la recuperación de morteros y acabados originales. Como paso previo a su realización, se llevarán a cabo diferentes catas en el interior del inmueble para delimitar y ajustar la actuación.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba