Castilla y LeónEconomía

La deuda pública de Castilla y León toca sus máximos

Alcanza los 12.964 millones y el 23,2% del PIB en el segundo trimestre del año

La deuda pública de Castilla y León alcanzó los 12.964 millones en el segundo trimestre de este año, el 23,2 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) y la más elevada de la serie histórica que coincide con el momento del estado de alarma debido al coronavirus.

 

Ical.- El Banco de España publica este miércoles la deuda de las Administraciones Públicas del segundo trimestre de 2020, que se sitúa en 305.689 millones, un 26,1 por ciento del PIB, con una variación intertrimestral del 1,6 por ciento y del 2 por ciento en relación al primer trimestre del año.

En el caso de Castilla y León, la deuda aumenta un 1,6 por ciento respecto del primer trimestre de 2020 y un 1,5 si se compara con el segundo trimestre de 2019, si bien el montante global, aunque el más elevado desde el año 2000, es un 2,9 por ciento inferior a la media. Así, la deuda se incrementa en 256,22 millones con respecto al mismo trimestre del año anterior (2,0 por ciento de variación interanual).

Las comunidades de Valencia (46 por ciento del PIB), Castilla-La Mancha (38,7), Cataluña (35,9), Murcia (33,8) y Baleares (29,4) están por encima de la media, mientras que en la parte baja de la tabla se sitúan Canarias (14,06), País Vasco (14,9) y Madrid (15,8).

Por debajo de la media, además de Castilla y León, se encuentran Cantabria (26,1 por ciento), Extremadura (25,2), Aragón (24,1), Andalucía (22,7), Asturias (22,1), La Rioja (20,4), Galicia (19,6) y Navarra (18,1).

Según precisa la Junta en un comunicado, en este importe el supervisor bancario incorpora los créditos reintegrables que la Administración de la Comunidad ha concedido a empresas de la región, cuantificados en 268,2 millones de euros; el denominado ‘factoring’ sin recurso –créditos comerciales con la Administración que se han cedido a entidades financieras–, que añade 158,8 millones de euros, y el endeudamiento asociado a proyectos de colaboración público-privada y otra deuda imputada, que se cuantifica en 281,1 millones de euros.

Facilidad Financiera

El análisis de la estructura de la cartera de endeudamiento de Castilla y León en términos SEC 2010 (Sistema Europeo de Cuentas) y atendiendo a quienes son los prestamistas indica que, al final del segundo trimestre de este año, el mayor peso corresponde al Fondo de Facilidad Financiera, cuyos préstamos se elevan a 3.864,6 millones de euros, –en concreto, el 29,8 por ciento– resultado de la decisión del Gobierno autonómico de adhesión a este Fondo para satisfacer las necesidades de endeudamiento del ejercicio 2015, las del segundo semestre de 2017, las correspondientes al año 2018 y las del primer y segundo trimestres de 2020, así como la cobertura parcial del déficit excedido de 2019.

El segundo lugar lo ocupan las emisiones de deuda que con un importe vivo de 3.510,4 millones de euros representan el 27,1 por ciento del total de la deuda regional. Como cuarto prestamista figura el Banco Europeo de Inversiones, con 972,5 millones de euros, un 7,5 por ciento de la deuda de la Comunidad.

Por otro lado y de forma similar a trimestres anteriores, el 95,2 por ciento del endeudamiento castellano y leonés correspondía a la Administración General, frente al 4,8 por ciento de universidades, organismos autónomos, entes públicos de derecho privado y empresas públicas, entre otros.

Respecto a los plazos de vencimiento, el 96,3 por ciento de la deuda viva de la Comunidad está formalizada a largo plazo, frente al 3,7 por ciento firmada a corto. El 78,4 por ciento está concertado a tipo de interés fijo y el 21,6 por ciento a variable, un reparto que permite mitigar el efecto de posibles subidas futuras del Euribor.

A cierre de 2019, Castilla y León situó su nivel de endeudamiento en el 21 por ciento del PIB según los datos actualizados hoy, casi medio punto porcentual menos que en 2018 y aproximadamente 3 puntos inferior a la media autonómica, cumpliendo así con el objetivo de deuda asignado para ese ejercicio de acuerdo con el informe del Ministerio de Hacienda publicado en el mes de mayo.

Finalmente, cabe señalar que el Banco de España, además de los 305.689 millones de euros en que cifra el endeudamiento global de las autonomías, contabiliza en 2.918 millones de euros, la deuda de otras empresas públicas que pertenecen a las comunidades autónomas que no están incluidas en el perímetro SEC 2010, sin que corresponda ninguna cuantía a Castilla y León.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba