fbpx
Economía

El comercio turístico del casco histórico tendrá ayudas directas de la Junta

Los comerciantes del casco histórico de Salamanca esperan que Castilla y León se sitúe como una autonomía pionera a nivel nacional para dotar al sector de una clasificación que evite la situación actual de limbo jurídico en la que se encuentra actualmente

 

La Asociación de Comerciantes del Casco Viejo de Salamanca (ACCIVISA) considera un logro y un paso de gigante que, por primera vez desde el inicio de la pandemia y en toda la historia su existencia, el sector reciba una ayuda directa, pese a la ausencia de unificación y regulación en sus CNAE

Por ello, los comerciantes del casco histórico de Salamanca, integrados en CEOE-CEPYME Salamanca, trasladan su agradecimiento al director general de Comercio y Consumo de la Junta de Castilla y León, Luis del Hoyo; así como a la Consejera de Empleo e Industria de la Junta de Castilla y León, Ana Carlota Amigo, por su diligente atención a las demandas de un sector gravemente afectado por el COVID19.

«El trabajo para que incluyen los CNAE de comercios turísticos ha sido duro y, sinceramente, no esperaba que incluyeran casi el 100% de nuestros epígrafes. Lo considero un paso enorme y una inyección que necesitábamos. Luis del Hoyo nos ha apoyado desde el principio y, gracias a él, y a su equipo técnico, nuestras peticiones han llegado a los políticos de la Junta», explica Azucena Hernández, presidenta de ACCIVISA.

Este logro es consecuencia de la reunión presencial mantenida por ACCIVISA con el director general de Comercio y Consumo de la Junta de Castilla y León en la sede de CEOE-CEPYME Salamanca en la que la asociación trasladó la situación del sector y numerosas cuestiones de importancia del mismo. Con posterioridad, ambos representantes pudieron visitar el casco histórico salmantino y algunos de los comercios afectados, comprometiéndose a trabajar para resolver los problemas de nuestro ámbito.

Actualmente, ACCIVISA se encuentra a la espera de un encuentro, en el que participará también la Dirección General de Turismo de la Junta de Castilla y León, para atender el requerimiento de adaptar la legislación autonómica en materia de turismo, incluyendo al comercio turístico dentro de su ámbito de aplicación, así como en el Registro de empresas turísticas de Castilla y León, una medida que, a juicio de la Asociación, seguro dará sus frutos.

Los comerciantes del casco histórico de Salamanca esperan que Castilla y León se sitúe como una autonomía pionera a nivel nacional para dotar al sector de una clasificación que evite la situación actual de limbo jurídico en la que se encuentra actualmente, vía Ley y Registro, ante la inexistencia a nivel nacional de un CNAE propio que aglutine y vincule a toda la actividad turística a la que sus asociados pertenecen de facto.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba