fbpx
PortadaProvinciaSucesos

Tres identificados por envenenar animales silvestres

En una finca de Cantalpino

La Guardia Civil de Salamanca ha identificado a los tres presuntos autores del envenenamiento de varios ejemplares de animales silvestres, el pasado mes de marzo en una finca del finca del término municipal de Cantalpino.

 

Como consecuencia de dichos hechos, se activó de inmediato el protocolo de actuación en materia de cebos envenados, con participación del Seprona de la Comandancia de Salamanca y servicio cinológico de la Guardia Civil, con perros especializados en la búsqueda de venenos, y con la colaboración de agentes medioambientales de la Junta de Castilla y León.

Se organizó una batida sobre el terreno para localizar trazas o restos de cebos envenenados y posibles animales muertos por su ingesta.

En total, se recogieron 11 especímenes de fauna silvestre, alguna como el milano real, que se encuentra actualmente en peligro de extinción, así como varios cebos (carne de pollo) impregnados en una sustancia venenosa granulada de color violeta, que se asemejaba a un producto químico denominado Carbofurano.

La búsqueda se prolongó durante varios días, para localizar más animales muertos o cebos, logrando así evitar el aumento de la mortandad en la fauna silvestre.

La Guardia Civil abrió la Operación “VONOC”, que se enmarca así mismo dentro de la Operación “Antitox”, que desarrolla anualmente el cuerpo con la finalidad de potenciar las actuaciones del Seprona para prevenir, detectar y erradicar el uso de cebos envenenados, y otros medios prohibidos de caza en el medio natural, así como concienciar a la población de la ilicitud de esta práctica.

Las muestras de la sustancia intervenida fueron remitidas al Laboratorio del Servicio de Criminalista de la Guardia Civil y al Servicio de Toxicología y Veterinaria forense de la Facultad de Murcia, para su análisis, para secuenciar los indicios y posibles causas de la muerte de los animales envenenados, aportando los informes finales de ambos laboratorios datos concluyentes que determinaron que dicho veneno fue el causante de la muerte de las aves.

Pese a la ausencia de testigos al ocurrir los hechos en zonas aisladas y el conocimiento del medio por parte de los autores, los indicios obtenidos en este caso permitieron identificar a los supuestos responsables de los hechos. Se trata de tres individuos residentes en la provincia de Salamanca, que han sido investigados como supuestos autores de un delito relativo a la protección de la flora, fauna y animales domésticos.

El carbofurano es una sustancia altamente tóxica y muy potente, utilizada como pesticida hace años, pero prohibido desde el año 2007, mediante Decisión de la Unión Europea.

Puede causar la muerte, en poco tiempo, de un número elevado de ejemplares de diferentes especies, lo que está unido estrechamente a ser un método no selectivo, ya que no es posible seleccionar las especies diana a las que va dirigido, por lo que puede afectar a animales y a humanos.

Noticias relacionadas

Un comentario

  1. Una lastima que el seprona no actue de igual manera en los demas atentados que se hacen contra el medio ambiente, y el consiguiente perjuicio a las personas, y que se ponen en su conocimiento y miran para otro lado

Deja una respuesta

Botón volver arriba