fbpx
LocalPortada

Reclamo de telenovela en una carnicería de Salamanca

"Nuestros cachopos están más buenos que Sebastián en 'Café con aroma de mujer'", reza su cartel promocional

Una carnicería salmantina ha sacudido los cimientos del marketing local con la promoción de sus cachopos. El establecimiento ha colocado a sus puertas una pizarra como reclamo publicitario para vender sus productos esta Navidad, con gran éxito y aceptación entre clientes y transeúntes. 

La Carnicería de Salamanca se ha convertido en tema de conversación por su forma de atraer a los consumidores. Este comercio ha recurrido a famosos como el actor William Levy (‘Café con aroma de mujer’) o Tamara Falcó e Íñigo Onieva como reclamo publicitario. La más sonada ha sido la del actor, y el cartel con su imagen que dice: ‘Nuestros cachopos están más buenos que Sebastián en Café con aroma de mujer’.

María Hernández Mesonero, encargada de la comunicación y el marketing de dicho establecimiento, ha sido la responsable de esta idea. Todo esto surgió “intentando darle un toque de humor a la situación. Porque con todo lo que está pasando últimamente, con guerras o inflación, parece que las personas van tristes y serias por la calle”, explica.

El reclamo publicitario con el actor William Levy

“Todo empezó con un anuncio que ponía: ‘Tenemos mucho morro, fresco y adobado’. Cuando Íñigo Onieva negaba ser el de los vídeos que se filtraron de su infidelidad a Tamara Falcó. Entonces, hizo mucha gracia y, de hecho, hasta vinieron de Telecinco a hacer un directo. Ahora, el nuevo de Onieva y Falcó tras la noticia de que han vuelto es un poco el cerrar la trama entre ambos”, señala Hernández.

Estos reclamos “han sido un éxito” y “han funcionado un montón”. “Es alucinante porque según los ves pasar, todo el mundo ve la pizarra, lo lee y pone una sonrisa. Además, notas que las personas miran el cartel y entran a la carnicería con ojos de simparía, de alegría… Y es algo que se gradece”, señala Hernández.

A los clientes “les encanta” esta estrategia de marketing. “Muchos pasan, lo comentan, hacen fotos… Hasta hay personas que se ponen la imagen de foto de perfil en WhatsApp”, confiesa María Hernández.

Por el momento ‘la pizarra’ va a continuar con estos mismos anuncios, sobre todo el de William Levy, que “se va a quedar más tiempo. Porque nuestras clientas nos los piden”, reconoce la responsable de comunicación. “Creo que si ahora mimo lo quitamos, es como si nos fuéramos nosotros de la carnicería. Es uno más”, bromea.

El reclamo publicitario con Íñigo Onieva y Tamara Falcó

De cara a próximos anuncios “la idea es ir cambiando un poco”. Pese a que ahora la carnicería va a cerrar unos días por vacaciones, “para la vuelta tenemos un montón de ideas y estoy segura de que volveremos a liarla con la pizarra. Nuestra idea es que se mantenga y que sea algo que te apetezca saber lo que pone, porque te saca una sonrisa y además te informa de las novedades”.

Finalmente, Hernández indica que “etiquetamos todo el rato en redes sociales” a estas personas, “aunque no les hemos avisado como tal”. Si bien, argumenta que lo que están haciendo “siempre se trata de algo en tono de humor, sin querer faltar al respeto”.

Además, añade que “en este caso somos una carnicería de barrio que lo único que trata es hacer algo gracioso. Lo que hacemos es comentar cuestiones de actualidad sin utilizar como tal su imagen. Al final es un chiste que podría ser con cualquier persona”. Como ejemplo, cita a campañas anteriores en las que había cochinillos en oferta y “en vez de los cochinillos eran ‘políticos en oferta’”, como si los animales fueran los líderes de la política nacional.

Si bien es cierto, matiza que “si en algún momento les pareciera mal a estas personas, les pediríamos disculpas y lo retiraríamos”. No obstante, “también lo haríamos por la pizarra… Le daríamos la misma publicidad a las disculpas que a lo otro”, avisa con tono irónico.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba