fbpx
Local

Lula, que sacó de la pobreza a 20 millones de brasileños, honoris causa

El expresidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva ha sido nombrado este miércoles nuevo doctor honoris causa por la Universidad de Salamanca en un acto desarrollado en el Paraninfo de las Escuelas Mayores y celebrado conforme al antiguo ceremonial en latín.

El presidente que no tenía títulos de educación superior cuando accedió al cargo (entonces recibió su primer diploma, el diploma que reciben los presidentes de Brasil en la investidura), el presidente que sacó de la pobreza extrema a veinte millones de brasileños, que amplió la clase media, universalizó la educación obligatoria, facilitó el acceso de las clases desfavorecidas a la universidad y estableció el español como segunda lengua en el sistema educativo brasileño, ya es honoris causa por la Universidad de Salamanca.

Durante su discurso realizó una encendida defensa de la educación como el pilar de una sociedad. Lula dijo que prohibió a sus ministros hablar de “gasto” cuando se referían el presupuesto de educación, y dijo que había que hablar de “inversión”. “Una obligación que nunca puede desatender un Estado es con la educación, porque es la única que garantiza la igualdad de oportunidades”, explicó durante su alocución el nuevo honoris causa de la Usal.

El acto, celebrado en el Paraninfo de las Escuelas Mayores, contó con la presencia de numerosas personalidades de los ámbitos de la cultura, la política y el mundo empresarial.

Universalizar la educación

Durante la ceremonia, celebrada conforme al antiguo ceremonial en lengua latina, el rector de la Universidad de Salamanca reivindicó el firme trabajo de Lula da Silva para universalizar la educación en Brasil, así como su labor al frente del estado iberoamericano.

Gómez Dacal se dirige a Lula.

Entre sus muchos méritos, Hernández Ruipérez destacó la puesta en marcha del programa de becas universitarias PROUNI, “el programa de becas más ambicioso de la historia de Latinoamérica”, que garantiza el acceso de los estudiantes brasileños de renta baja a la educación superior.

Ruipérez dijo que ha sido honoris causa por Educación, pero podía haberlo sido por Economía (como autor del milagro brasileño), Nutrición (por combatir la malnutrición infantil), Pediatría (por reducir la mortandad infantil) y en Ciencia Política (por aumentar el desarrollo humano en Brasil), pero al final sólo se lo han otrogado por su papel en favor de la educación.

El rector de la Universidad de Salamanca también defendió durante su discurso la implantación de un espacio iberoamericano de educación superior. “Tendremos que dar pasos aún más decididos hacia una libre circulación de estudiantes con reconocimiento de los estudios realizados en otras instituciones, caminar hacia un gran espacio iberoamericano de educación superior”, señaló Hernández Ruipérez.

El padrino

El padrino de Lula da Silva, Gonzalo Gómez Dacal, exdirector del Centro de Estudios Brasileños de la Universidad de Salamanca, alabó en su laudatio el compromiso ético de Luiz Inácio Lula da Silva y su fructuoso trabajo al frente de la jefatura del Estado en Brasil. “Cuando el ejercicio de la política, como en el caso de Lula da Silva, produce cambios que procuran la dignidad, el bienestar y el desarrollo libre de las personas, tiene los mismos objetivos que la ciencia, que no son otros que los de desarrollar tecnologías que satisfagan necesidades personales y sociales”, declaró Gómez Dacal.

El expresidente de Brasil ha recibido el doctorado honoris causa tras la propuesta realizada conjuntamente por el Departamento de Didáctica, Organización y Métodos de Investigación de la Facultad de Educación y del Departamento de Lengua Española de la Facultad de Filología.

Ambos departamentos de la Universidad de Salamanca valoraron el esfuerzo realizado por Lula da Silva para universalizar la educación a toda la población de Brasil, tanto a nivel básico como en estudios superiores, para los que ha creado un intensivo sistema de becas con importantes dotaciones presupuestarias.

El profesorado

Igualmente ha incrementado los presupuestos y mejorado la situación del profesorado con el objeto de dotar al colectivo de la dignidad necesaria para lograr que toda la población de Brasil tenga a su alcance los mejores niveles de educación y cultura en un país donde los índices de desarrollo y crecimiento son altamente elevados y se presenta ya como una de las grandes potencias económicas de futuro.

La propuesta del Departamento de Lengua Española se añade a la de Educación para señalar como mérito la implantación del español como enseñanza obligatoria en Brasil a través de la conocida como «Ley del español».

[quote_box_center]«ES UN RECONOCIMIENTO AL PUEBLO BRASILEÑO»

El expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, aseguró al término del acto que su investidura como honoris causa por la Usal “más que un título es un honor y un reconocimiento para el pueblo brasileño”.

“Me encuentro muy emocionado y agradecido. Quizá para algunos que tienen muchos títulos este fuera uno más, pero para mí es muy importante, porque el reconocimiento no es para mí personalmente, sino por todo lo que el pueblo brasileño ha hecho por sí mismo. Suelo decir que yo sólo fui un inductor, pero quien ha construido el Brasil que tenemos hoy ha sido el pueblo brasileño”, dijo Lula.

“Estoy muy feliz porque sé que el pueblo no se contenta con lo que tiene y desea mucho más y Brasil tiene que ofrecerle mucho más a ese pueblo, porque estamos atrasados y debemos recuperar el tiempo perdido”, comentó.[/quote_box_center]

IGNACIO GALÁN, PRESIDENTE DE IBERDROLA, DESTACA SU FIGURA

GALERÍA DE FOTOS, AQUÍ

 

Noticias relacionadas

Un comentario

  1. La honorabilidad de la Universidad de Salamanca está en peligro manteniendo el título de Doctor Honoris Causa al ex-presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva.

    Esta persona está siendo actualmente investigada por la Justicia y Policía Federal brasileñas por serios delitos de corrupción.

    La consecuencia de esta sistemática corrupción es la actual grave crisis económica y política de Brasil, que está poniendo en serio riesgo los logros de reducción de pobreza por los cuales foi otorgado el título.

    La Universidad de Salamanca debería seguir el ejemplo de precedentes similares de otras instituciones universitarias de renombre y retirar ese galardón.

Deja una respuesta

Botón volver arriba