Economía

UPA-COAG teme las repercusiones para el campo de la venta de El Árbol

UPA-COAG lamentó este jueves lo que considera como «desaparición de supermercados El Árbol» tras ser adquirido por la cadena Dia, por la gran apuesta que se había hecho en su día desde Castilla y León por esta empresa, y por las repercusiones que pueda tener su venta para los intereses del sector agrario regional.

 

El Árbol estaba controlado desde el 2006 por la sociedad Madrigal, participada por las cajas de ahorro de esta comunidad autónoma, por lo que esta venta supone que Castilla y León se desprenda del alto porcentaje de participación que tenía en uno de los grupos más importantes de supermercados de proximidad que existen en esta región.

Asegura que la venta que se ha conocido en las últimas horas «supone la pérdida de uno de las plataformas comerciales más importantes que tenía nuestra comunidad autónoma para impulsar el sector agroalimentario local y regional».

En este sentido, la alianza UPA-COAG «lamenta que Castilla y León quede huérfano de participación en un grupo empresarial importante, ya que en cierta medida estaba vinculado al tejido productivo autonómico, y muy especialmente al sector agrícola y ganadero».

La influencia

También lamenta que esta comunidad autónoma «haya sido incapaz de frenar la pérdida de este activo de Castilla y León puesto que conlleva perder la influencia que tenía nuestra región en cuanto a estrategias de futuro en esta cadena de supermercados se refiere».

La alianza UPA-COAG recuerda que buena parte del ahorro de los ciudadanos y ciudadanas de nuestra región en su día se vio orientado a inversiones millonarias en la cadena El Árbol, a instancias de la Junta de Castilla y León, y en esta nueva etapa otra empresa se hace con el control de uno de los suministradores de productos de la tierra cuyo capital hasta este momento era de origen castellanoyleonés en un alto porcentaje.

A partir de ahora, y sin presencia alguna en el consejo de administración, la capacidad en la toma de decisiones de Castilla y León en materia de comercialización y distribución de productos agroalimentarios regionales será nula en los más de 400 supermercados que tiene esta marca por el territorio nacional, y por lo tanto el valor añadido para los intereses autonómicos puede ser insignificante.

 


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba