fbpx
Castilla y León

El Banco de Leche Materna crece con un punto de distribución en Burgos

Ha beneficiado ya a 160 bebés receptores en Castilla y León

La Comunidad se ha unido a la celebración del ‘Día mundial de la donación de leche materna’ que tiene lugar todos los 19 de mayo. Desde su creación, en el año 2015, el Banco de Leche Materna de Castilla y León ha beneficiado ya a 160 bebés receptores, gracias a las donaciones voluntarias y altruistas de 107 mujeres. En total, en este tiempo, se han manejado para este fin 250 litros de leche materna.

 

Este fin de semana se ha celebrado el ‘Día mundial de la donación de leche materna’ y Castilla y León lo ha conmemorado con la realización de una jornada de puertas abiertas para mujeres donantes en el Centro regional de Hemoterapia y Hemodonación, entidad responsable del almacenamiento y procesado de la leche materna para su posterior reparto en los hospitales receptores.

El objetivo de este acto era mostrar a las protagonistas de esta actividad asistencial, las madres, como se realizan las acciones de análisis y pasteurización de la leche donada, así como que los profesionales sanitarios allí presentes pudieran resolver cualquier duda que se les pudiera plantear a las asistentes.

La Comunidad está plenamente comprometida con la labor de su Banco de Leche Materna, institución que ha obtenido resultados muy positivos desde su nacimiento en el año 2015. En estos años ya son 107 las madres que se han convertido en donantes lográndose la recogida de 350 litros de leche materna. De ellos, se ha obtenido un total de 295 litros de leche pasteurizada que ha beneficiado a 160 bebés receptores.

La leche donada se administra a recién nacidos hospitalizados que no disponen de leche de su propia madre, especialmente recién nacidos prematuros con peso inferior a 1.500 gramos o una edad gestacional inferior a las 32 semanas. Aunque también se emplea en la asistencia de otros pacientes como bebés con retraso de crecimiento intrauterino severo, sometidos a cirugía intestinal, cardiopatías congénitas, etc., todos ellos pacientes de las unidades de neonatología de nivel III.

En este sentido, las ventajas que aporta esta leche materna a los niños mencionados es fundamental para su recuperación y evolución física, ya que es la alimentación que mejor se ajusta a sus necesidades nutricionales y su consumo, representando, además, una de las vías más eficaces para evitar la aparición de infecciones y otros problemas de salud tales como la enterocolitis necrotizante.

Cualquier mujer que esté amamantando a su hijo satisfactoriamente, no tenga problemas de salud y lleve un estilo de vida saludable, puede ser donante. Para llevar a cabo esta actividad altruista solo tiene que acudir a la consulta del Banco de Leche de Castilla y León, situada en el Hospital Universitario Río Hortega de Valladolid, una vez que la lactancia de su hijo esté bien establecida y hayan pasado tres o cuatro semanas desde el parto.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba