Local

Desmantelada en Salamanca una banda criminal poligonera

La banda se dedicaba a robar en polígonos industriales de distintas localidades

Un grupo de la Guardia Civil del Área Delincuencial Patrimonial-Económica de la Comandancia de Salamanca detuvo a ocho personas de nacionalidad rumana, búlgara y española en las provincias de Segovia, Madrid y Guadalajara dentro del marco de la ‘Operación Lopo’, desarrollada a lo largo del último año. Además, realizaron seis registros domiciliarios en Villalbilla, Alcalá de Henares, Móstoles y Loranca de Tajuña. Entre los detenidos se encontrarían los máximos responsables del grupo criminal. La banda se dedicaba a robar en polígonos industriales de distintas localidades del país.

 

La investigación se inició en octubre de 2017, siendo motivada por un robo con fuerza llevado a cabo en una industria de fabricación de embutidos y jamones de la Cabeza de Béjar, en Salamanca. En el pasado mes de junio, el grupo volvió a actuar, esta vez en una empresa del mismo sector ubicada en la localidad salmantina de Martinamor. Recientemente, la banda se subdividió en dos secciones para incrementar su actividad, lo que hizo que fuese más complejo su seguimiento.

No obstante, la Guardia Civil detectó que, con motivo del inicio de la campaña navideña, incrementaron su actividad delictiva. Al aumentar el control sobre el grupo, los agentes detectaron que preparaban un robo en Palencia, que llevaron a cabo la madrugada del siete de noviembre. Sustrajeron una importante cantidad de bebidas alcohólicas y un número considerable de cestas y lotes navideños. En su huida hacia su base de operaciones para ocultar la mercancía sustraída, los investigadores los interceptaron en la provincia de Segovia.

Dicha actuación precipitó la extensión de la operación hacia las provincias de Madrid y Guadalajara ante la posibilidad de que pudieran huir del país el resto de miembros de la organización. A lo largo del mismo siete de noviembre, un grupo de la Guardia Civil de la Comandancia de Salamanca detuvo al resto de miembros y realizó los diferentes registros en los que se incautaron una importante cantidad de bebidas alcohólicas, productos de alimentación, herramientas y aparatos de televisión e informática, algunos ya reconocidos como procedentes de robos cometidos en diferentes empresas ubicadas en polígonos industriales de las provincias de Orense y Navarra.

Este grupo delictivo está relacionado con la comisión a lo largo del último año de 15 robos con fuerza en naves industriales y establecimientos comerciales dedicados a la distribución de alimentación y bebidas, siendo cometidos los hechos en las provincias de Salamanca, Valladolid, Burgos, Cantabria, Asturias, La Rioja, Navarra, Orense, Cantabria, Huelva, Córdoba y Palencia.

La citada banda ocasionaba numerosos daños económicos en las empresas en las que actuaba, siendo significativos los robos cometidos en los términos municipales de Martinamor, donde sustrajeron jamones ibéricos valorados en 250.000 euros, y Huarte, en Navarra, donde robaron efectos en una ferretería valorados en 250.000 euros. Los detenidos están acusados en diversos grados de participación de delitos de robo con fuerza, además de falsedad documental y pertenencia a grupo criminal.



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba