Local

El alcalde interino, mayordomo de Mañueco, que va lanzado

García Carbayo se defiende de los menosprecios de Cs y Ganemos

El alcalde de Salamanca, Carlos García Carbayo, ha tenido que salir al paso este miércoles de un calificativo que le atribuye Cs, mientras que Ganemos le estaba dedicando otro apelativo.

 

El portavoz municipal de Cs, Alejandro González, dijo que era un alcalde “interino”, algo que no le ha sentado demasiado bien. El primer edil salmantino respondió que es “alcalde con todas las de la ley, por tanto no soy ni interino ni en funciones”. De hecho, aseguró que en todo caso es “más bien un alcalde lanzado”.

Y es que García Carbayo recordó que “quería imponer un ritmo frenético a estos cinco meses y en esto estoy trabajando”, con presentaciones como la de yo del Centro de Interpretación de los Recintos Fortificados o “defendiendo la fiesta de los toros, reclamando los papeles del Archivo General de la Guerra Civil, incorporando 12 nuevos autobuses a la flota o apoyando a las mujeres salmantinas que son una referencia en el mundo de la moda y el diseño a nivel nacional e internacional”.

De hecho, el alcalde de Salamanca señaló que “el único proyecto que está paralizado en esta ciudad es responsabilidad de la persona que preside la comisión para la reforma de la plaza de Los Bandos”, por lo que aseguró que, desde el equipo de gobierno, van a “hablar con ellos para que impulsen este proyecto con mayor ahínco”.

Poco después de decir esto en el centro de interpretación de las fortificaciones de Salamanca (frente a la Cueva de Salamanca), se reunió con Ganemos, que también tuvo unas palabras para él.

El encuentro ha servido para  demostrar que “el PP de Carbayo es más de lo mismo: amiguismo, corruptelas, despilfarro y mala gestión”. Para la formación granate, este tipo de encuentros son sólo “un paripé” que permite al PP “hacerse fotos con los demás grupos para quedar bien y tratar de ocultar así sus numerosos pufos, como los 300.000 de la indemnización Aceinsa-Etralux, fruto de su gestión ilegal y corrupta”.

Como conclusión tras la reunión, la agrupación municipalista explica que Carbayo no cuenta “ni con un plan para mejorar los servicios públicos ni con una estrategia para aumentar el empleo”, sino que “sólo es el mayordomo que el alcalde huido, Alfonso Fernández Mañueco, ha dejado para que vigile su finca particular, que es como el PP sigue considerando a Salamanca”.

Mostrar más


Noticias relacionadas

Un comentario

Deja un comentario

Botón volver arriba