Castilla y León

Solicitan que el lechazo asado sea un plato BIC

La Asociación de Asadores de Lechazo de Castilla y León pide apoyo a los comensales para que la Junta declare este plato como BIC

 

La Asociación de Asadores de Lechazo de Castilla y León cree que el 94,1% de los castellanos y leoneses lo considera el producto más representativo de la gastronomía de la región    

 

ICAL.  La Asociación de Asadores de Lechazo de Castilla y León solicitará a la Junta de Castilla y León la declaración del lechazo asado, elaborado al estilo tradicional, como Bien de Interés Cultural Inmaterial. El colectivo avala esta situación con un estudio y una encuesta en la que se pone de manifiesto que el 94,1 por ciento de los castellanos y leoneses lo consideran el plato más representativo de la gastronomía regional.

La declaración de BIC de este plato, según el colectivo de asadores, permitiría preservar su elaboración al estilo tradicional, «para que sus técnicas ancestrales, transmitidas de forma oral de generación en generación, perduren en el tiempo y no se vean adulteradas o desvirtuadas». Además, también supone una oportunidad para posicionar el lechazo como producto identitario de la Comunidad.

En este sentido, resaltan que el reconocimiento «ayudaría a transmitir los valores de la cocina de Castilla y León, promoviendo la conciencia comunitaria y el arraigo regional, así como para dotar al plato de reconocimiento y difusión internacional».

La Asociación lleva trabajando los últimos años en esta solicitud. Con el objetivo de fundamentarla, elaboró un estudio que ilustra el proceso de producción y elaboración del lechazo asado al estilo tradicional, así como su significación cultural.

Por otra parte, se argumenta que como manifestación cultural de carácter gastronómico cumple los parámetros que recoge el Informe de Iniciativa del Parlamento Europeo sobre el Patrimonio Gastronómico Europeo, según el cual la gastronomía es una forma de expresión artística y cultural en la que confluyen un conjunto de conocimientos, experiencias, artes y artesanías que permiten comer saludable y placenteramente y que se ha convertido, así como en una parte fundamental de nuestra identidad y del patrimonio cultural europeo, en un elemento esencial de la promoción turística y en una fuente de riqueza cultural.

Además, el lechazo asado al estilo tradicional guarda una estrecha relación con la dieta mediterránea, declarada Patrimonio Cultural Inmaterial por la Unesco en el año 2010, la cual «comprende un conjunto de conocimientos, competencias prácticas, rituales, tradiciones y símbolos relacionados con los cultivos y cosechas agrícolas, la pesca y la cría de animales, y también con la forma de conservar, transformar, cocinar, compartir y consumir los alimentos».

La Asociación de Asadores de Lechazo también ha puesto en marcha una campaña para solicitar el apoyo academias y escuelas gastronómicas, cocineros y restaurantes, medios y revistas especializados, periodistas, asociaciones, federaciones, fundaciones e instituciones culturales o específicamente gastronómicas, ganaderos, carniceros y mataderos, así como los implicados en productos afines como el vino y la artesanía.

Por último, también solicitan el apoyo a los ciudadanos y su firma para apoyar la solicitud que se remitirá a la Junta. La carta de apoyo se puede descargar para después enviarla con el nombre y firma a info@asadoresdelechazo.com



Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba