Castilla y León

El PP celebra a lo grande que mantiene su feudo de CyL

Rajoy y Casado coinciden en la toma de posesión de Mañueco como presidente de la Junta

El expresidente del Gobierno y del PP Mariano Rajoy y la exvicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría arroparon con su presencia al presidente electo de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, en su toma de posesión en las Cortes.

 

Rajoy y Sáenz de Santamaría llegaron juntos a la sede de la Cámara autonómica en Valladolid donde Fernández Mañueco tomó posesión. El expresidente del PP y el Gobierno se limitó a afirmar que su presencia era una muestra de apoyo al nuevo jefe del Ejecutivo autonómico.

En ese sentido, Rajoy quiso respaldar en este día a Fernández Mañueco, quien en el pasado fue miembro de la ejecutiva popular. También el expresidente compartió mitin en la campaña electoral de las autonómicas y municipales en León.

También asistió el presidente del PP, Pablo Casado, así como el vicesecretario del partido Javier Maroto, junto a diputados y senadores del PP como la vallisoletana Isabel García Tejerina, exministra de Agricultura, y las exconsejeras Alicia García y Milagros Marcos.

Fernández Mañueco, que se emocionó al final de su intervención al acordarse de dos personas que “marcaron” su vida y no están -sus padres-, afirmó que asume el cargo desde la “convicción, la entrega y la humildad” y, en presencia de la ministra Reyes Maroto, aseguró que su Gobierno será leal con el central pero exigente en los retos que de manera conjunta deben afrontar.

El presidente de la Junta ratificó su compromiso personal y de su futuro Gobierno con la Comunidad y con la unidad de España, con el “orgullo de sentirse tan castellano y leonés como español”. “Castilla y León no se entiende sin España, y España no se entiende sin Castilla y León”, defendió.

En lo que calificó como el “momento político más importante” de su vida, apostó por hacer “más atractiva” la Comunidad para la inversión, por la mejora de los servicios públicos y por un reconocimiento y puesta en valor de la vida en los pueblos en un territorio rural con 2.248 municipios.

Fernández Mañueco, que quiso recordar a Miguel Ángel Blanco asesinado por ETA hace 22 años, inició su breve discurso con el recuerdo a todos los presidentes que le han precedido, como los socialistas Demetrio Madrid y José Constantino Nalda, a los que alabó, porque, al margen de ideologías, tuvieron una labor en la construcción de Castilla y León y en un momento en que “despuntó” su vocación política, en 1983.

Igualmente, agradeció a Juan José Lucas que le diera sus primeras oportunidades y a Juan Vicente Herrera su “entrega y vocación de servicio”. “Ha sido un honor y un privilegio trabajar a tu lado durante estos años”, confesó. También, se dirigió a Pablo Casado, su “presidente”, y a Mariano Rajoy por su “altura política y sentido de estado en momentos cruciales para España”. Presentes en el acto, también tuvo palabras para Juan Manuel Moreno y Pedro Rollán, presidentes de Andalucía y Madrid.

Concluyó el nuevo presidente con una cita de Pablo Neruda: “Queda prohibido no sonreír a los problemas, no luchar por lo que quieres, abandonarlo todo por miedo, no convertir en realidad tus sueños”. “Hagamos realidad los sueños de la gente, sus aspiraciones y anhelos. Hagamos de esta tierra la mejor para vivir”, remató.



Noticias relacionadas

Un comentario

  1. MENOS MAL QUE TENEMOS AL ARTIFICE Y GRAN POLITICO AL FRENTE, YA NOS QUEDA MENOS PARA TENER LAS CUENTAS DEL PALACIO DE MONTERREY Y DE LAS NOCHES VIEJAS UNIVERSITARIAS.

Deja un comentario

Botón volver arriba