Local

Colas y anécdotas surrealistas en el supermercado

 

Colas surrealistas las que se han podido captar a las entradas de los supermercados desde todos los puntos de Salamanca.

El coronavirus ha desatado una fiebre, que no se cura con medicamentos.

Una historia real protagonizada por una cajera del Mercadona. Al ver que uno de sus clientes llevaba un carro repleto de cajas de leche, llevaba como ocho cajas de seis litros cada una, le dijo que la leche caducaba, que no era necesario hacer acopio de tantos cartones. No retiró ninguno. Los pagó y se fue.

El siguiente en la cola, llevaba el carro lleno de paquetes de papel higiénico. Antes que le dijera nada la cajera, él le espetó: el papel higiénico no caducaba.

Los trabajadores y trabajadoras de los supermercados comentan que están agotados, que no les daba tiempo a reponer las estanterías que iban quedando vacías.

Las jornadas para las personas que trabajan en las grandes superficies están siendo muy duras.

 


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba