Local

El hilo del Dr. Miguel Marcos, viral: “No queremos medallas; queremos que ningún sanitario se sienta maltratado al llegar a su hogar”

El médico internista del hospital de Salamanca realiza un alegato en defensa de los sanitarios por las situaciones que algunos viven en sus domicilios

La terrible pandemia del Covid-19 que está asolando al mundo entero, con especial ensañamiento en España, sigue generando demasiadas muertes y un número de contagiados casi incalculable. Pero quizá, uno de los baremos que más está aumentado su valor sin ningún tipo de control ni medidor es el miedo. Sí, esa sensación que nos provoca enfado, ira, desconfianza, temor… ante lo que pueda ocurrir o ante el hecho de relacionarnos o de tratar a los demás.

 

Texto: Chema Díez Juan

Esto es lo que ha querido dejar claro en un nuevo hilo de Twitter que se ha hecho viral, el médico internista del hospital de Salamanca, el doctor Miguel Marcos, quien ha defendido la labor de los sanitarios en estos momentos, no solo en su labor diaria, también a la hora de llegar a su hogar y no tener que ser maltratados por algunos que no entienden que su función es la de ayudar. “No queremos medallas; queremos nadie se sienta maltratado al llegar a su hogar”.

 “¿Qué riesgo tenemos de contagio los sanitarios? Muy alto. Es la triste realidad. El virus está por todas partes pero sobre todo en los lugares donde hay más enfermos. Mucha gente nos dice «cuidaos» o nos pregunta si tenemos equipos de protección . Les doy las gracias, pero…”. Así ha comenzado su hilo en la red social Twitter Miguel Marcos, siguiendo así:

 “Pero la realidad que tenemos que asumir es que saliendo de casa continuamente, estando en contagio con otras personas y yendo al hospital a zonas ‘sucias’ lo más probable es que nos infectemos. Se está infectando todo el mundo, también nosotros y con más riesgo que el resto”.

 “¿Qué podemos hacer? Las medidas son obvias: lavar superficies, usar mascarilla, los EPI, mantener la distancia… las conocemos y las aplicamos de forma casi obsesiva. ¿Cuándo podré dejar de lavarme las manos en cuanto veo un gel hidroalcohólico? No lo sé… espero que pronto. Espero que pronto porque significará que ha terminado la epidemia y también pronto por nuestra salud mental. Porque otra realidad es que no podemos vivir permanentemente con el miedo al contagio, al menos en mi caso y en el de otros compañeros al final ‘te olvidas’ y lo aparcas”.

 Asimismo, Miguel Marcos, sale al paso de algunos problemas que se encuentran los sanitarios en alguna zona de España al llegar a su hogar después de una jornada de trabajo:

“No te olvidas para dejar de hacer las medidas, que ya son automáticas, pero tienes que aparcarlo en tu mente para poder vivir. Lo más probable es que te infectes y, lo más probable, es que no se complique la enfermedad, de acuerdo a los datos poblacionales. Pero a alguien le toca. Y esto es particularmente duro y difícil de sobrellevar cuando ingresan compañeros que han estado trabajando codo a codo contigo hasta ayer. E ingresan muy malos. Entonces recuerdas todo, recuerdas que eres PCR negativo y que gente de tu edad está ingresando. Y es muy duro”.

 “Te vuelves a olvidar, vuelves a recordar los fríos datos estadísticos y vuelves a pensar que lo más probable, aunque te lo cojas, es que no tengas que ingresar. Pero este estrés continuo, que solo es una parte del estrés y del agotamiento que estamos soportando, nos pasa factura. Porque se suma al estrés y a los sentimientos negativos asociados al tratamiento de estos pacientes, a la incertidumbre que nos genera esta enfermedad, a la conciliación con la vida personal… a todo. ¿Y por qué escribo esto? ¿Por qué os cuento mi vida y mis impresiones?”.

 Aquí, la clave fundamental de este hilo:

 “Para que cuidéis a los profesionales sanitarios que tengáis cerca. Leo cosas horribles sobre carteles en los portales o incluso lejía en puertas. Por favor… no hay riesgo de contagio porque un sanitario viva en su edificio. Cuidadlos, que ya bastante tenemos en esta epidemia. Aprovecho para mencionar que espero que estos casos de carteles o de lejía en la puerta sean excepciones y no la norma. No solo no tengo ninguna queja de mis vecinos sino que todo lo que nos han proporcionado es apoyo, cariño y comida, que no sabéis lo que se agradece”.

 “De verdad, cuidadnos en la medida de lo posible para que podamos seguir cuidándoos y mantengamos un mínimo de equilibrio mental tan necesario ahora. Vamos viendo la luz pero todavía queda mucho. No sé si somos héroes, pero sí queremos hacer nuestro trabajo lo mejor posible. Tenemos estrés, tenemos cansancio, tenemos momentos de bajón, tenemos miedo. Somos humanos. La clave es que lo superemos, como estamos haciendo, y podamos seguir trabajando, al máximo nivel posible. Os contaría historias de mis compañeros que son extraordinarias”.

“Pero no queremos medallas, no queremos ser héroes, ya lo he dicho. Queremos poder hacer bien nuestro trabajo y, por supuesto, que nadie se sienta maltratado cuando llega a su hogar, a lo que debería ser su refugio y su lugar seguro en estos momentos de pandemia”.

 Y así concluye:

 “Y también queremos que termine todo esto cuanto antes… que terminará, tenedlo por seguro. Y podremos hacer vida normal como la hemos hecho siempre. Aunque estemos todavía dentro del pozo, saldremos entre todos.

#QuédateEnCasa. Dedico este hilo a todos mis compañeros ingresados o enfermos y sus familias, especialmente al que termina que ingresar hace menos de 48 horas. Esperamos que tenga la mejor evolución posible, igual que lo esperamos de todos nuestros pacientes y por ellos estamos trabajando”.


Noticias relacionadas

Un comentario

  1. Despué de 40 años en la SS y de haberme jubilado en la SS no he recibido ni reconocimiento a mi labor y por supuesto ni un aplauso,. Héroes no sois y desde luego el díá que alguno trabaje sin cobrar me va a dar algo teniendo en cuenta que se han negado delante de mi a hacer horas extras pagadas para seguir. Por lo tanto ni aplaudo a los sanitarios ni a los bomberos ni policia, los mismos que no tienen pudor en sancionarme o en darme una cita para dentro de meses…. no eso no.

Deja un comentario

Botón volver arriba