Castilla y León

Piden la dimisión de la consejera de Familia por las residencias

La consejera niega haber prohibido trasladar mayores a los hospitales

El procurador de Podemos y portavoz del Grupo Mixto, Pablo Fernández, pidió este martes la dimisión a la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Isabel Blanco, quien aseguró que “nunca” se prohibió el traslado de mayores de residencias a los centros hospitalarios para ser tratados del COVID-19. Sus palabras terminaron con un prolongado aplauso, que agradeció sin embargo el secretario primero de las Cortes, el socialista José Francisco Martín.

ICAL

En la sesión de control al Ejecutivo, reclamó la salida del Ejecutivo de la consejera por haber ordenado que los mayores no fueran derivados a los hospitales desde la residencias y le preguntó si la Junta habilitó en estos centros respiradores similares a los existentes en las unidades de Cuidados Intensivos (UCI).

“Usted sabe que no”, dijo Isabel Blanco, quien insistió en que se ofrecieron tratamientos respiratorios de oxigenoterapia y la hospitalización a domicilio con antibióticos. También destacó que se puso la farmacia hospitalaria a disposición de los centros residenciales y que 4.454 mayores fueron trasladados a los complejos asistenciales para ser atendidos, tras contagiarse de coronavirus.

“Usted tiene que dimitir”, reiteró Pablo Fernández, quien acusó a la consejera de estar “atrapada” en sus mentiras y de “faltar a la verdad” en su respuesta, ya que aseguró que los responsables de la Junta ordenaron no trasladar a los hospitales a los mayores y negó que se medicalizaran las residencias, que recordó acumulan 1.725 muertes. También criticó que para exonerarse de sus responsabilidad haya criticado al vicepresidente Pablo Iglesias, puesto que le recordó que la Junta tenía sus competencias, como lo demuestra que intervinieran residencias en situación crítica.

También el parlamentario de Podemos rechazó que la consejera defienda reforzar lo “mucho” que ha funcionado de las residencias, pese a tener un modelo que recalcó ha hecho “aguas” y ha fracasado “estrepitosamente”. “Es indecente”, dijo Pablo Fernández quien exigió una comisión de investigación sobre lo sucedido y avisó de que si PP y PSOE han pactado “tapar” la vedad será la “mayor felonía” hecha a la sociedad.

La consejera de Familia exigió la misma educación para ella, después de que Fernández les acusara de ser unos “necios ignorantes”. Isabel Blanco señaló que el procurador “solo se escucha a si mismo” y entra en “bucle”, ya que argumentó que ella ha dicho lo mismo que su compañera de Sanidad, Verónica Casado, y que hay que reformar lo que ha fallado, si bien defendió que el 73 por ciento de los centros de mayores, personas con discapacidad y viviendas tuteladas no han tenido COVID-19.

Finalmente, Isabel Blanco insistió en que el Gobierno tenía el mando único y que dictaba órdenes que los demás ejecutaban. Así, mientras remarcó que unos han tenido que gestionar, otros dictaron una instrucción al principio y han propuesto un grupo de trabajo al final. “Ni están, ni se les espera”, dijo.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba