Provincia

Berkeley tacha de «inconstitucional» la enmienda que frena la mina de uranio

Dice que "vulnera gravemente los principios de seguridad jurídica y confianza legítima"

La división española de la multinacional australiana Berkeley tachó este viernes de «inconstitucional» la enmienda introducida por los grupos parlamentarios de Unidas Podemos y PSOE a la Ley de Cambio Climático y Transición Energética por la que se impide la investigación y el aprovechamiento de minerales radioactivos como el uranio en España y, con ello, la construcción de la mina de uranio que Berkeley quiere llevar a cabo en la localidad salmantina de Retortillo.

 

En un comunicado remitido a Ical, Berkeley afirma así que la medida «restringe la libertad de empresa y limita la riqueza del país», al no encontrar «justificación alguna para la adopción de la misma», y además, según la multinacional australiana, «vulnera gravemente los principios de seguridad jurídica y confianza legítima».

Por ello, y al tratarse de «una disposición retroactiva restrictiva de derechos y expropiatoria, que daña gravemente la confianza de los inversores en España», Berkeley afirmó que se opone y rechaza la enmienda al proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética presentada esta semana en el Parlamento por los grupos parlamentarios de Unidas Podemos y el PSOE.

No obstante, Berkeley recalca que «actualmente, solo se trata de una propuesta de enmienda al proyecto de Ley» y que todavía «debe ser revisada y aprobada o rechazada por la Comisión de Transición Ecológica del Parlamento», además de seguir el mismo proceso en el Senado.

Además, la compañía recuerda que, tras la reciente concesión de la licencia de urbanismo por el Ayuntamiento de Retortillo, el proyecto solo requiere de la autorización de construcción de la planta de concentrados de uranio como instalación radioactiva para iniciar «la construcción completa de la mina en Salamanca», por lo que considera que la enmienda busca «suprimir de plano el proyecto de Berkeley ante la inexistencia de motivos técnicos o jurídicos que pudieran resultar en la denegación de la solicitud».

No obstante, y a pesar de considerar que «la motivación de la enmienda carece de validez», Berkeley afirmó en su comunicado que seguirá «colaborando con las autoridades competentes para avanzar en el proceso de aprobación de la mina de uranio en Salamanca», confiando en que el expediente para su autorización «quede resuelto en un futuro próximo, en compensación por los daños causados».


Noticias relacionadas

Un comentario

Deja un comentario

Botón volver arriba