Cosas de la vida

El Corte Inglés se pone dulce

El obrador de la compañía elabora más de 30.000 kilos de huesos de santo y buñuelos de viento para el Día de Todos los Santos

El Corte Inglés se prepara para una de las fechas más señaladas, el Día de Todos Los Santos y por ello, desde su obrador está elaborando los dulces más típicos, buñuelos de viento y huesos de santo. Este año la compañía tiene previsto hacer alrededor de unos 25.000 kilos de buñuelos de viento y unos 6.000 kilos de huesos de santo

 

Más de 300 pasteleros se encargan cada año de hacer los dulces más tradicionales de estas fechas. Los buñuelos de viento del obrador de El Corte Inglés se elaboran de manera artesanal con la fórmula original de hace más de 50 años, estando a la altura de los dulces artesanos de pastelería y con un precio muy atractivo. Se elaboran con una masa tradicional a la que no se le añade ningún tipo de aditivo y además se fríen manualmente con aceite alto oleico. Desde el obrador de Valdemoro, se trabajan diez variedades de sabores, nata, trufa, crema, café, limón, chocolate, batata, cabello de ángel, dulce de leche y praliné.

Los huesos de Santo son también muy aclamados por los clientes en estas fechas, y por ello se elaboran hasta seis sabores diferentes, marrón glasé, yema, coco, batata, praliné y chocolate.

Asimismo, desde el obrador de El Corte Inglés se preparan los dulces y postres más típicos de otras comunidades autónomas españolas, como por ejemplo, los famosos panellets que son tan demandados en Cataluña, Valencia y Baleares. Se elaboran los tradicionales de piñones y además también este año se trabajan las variedades de coco, fresa, castaña y sésamo, entre otros.

El proceso de elaboración de los buñuelos es totalmente artesanal. Con las materias primas, aceite de girasol, nata pura, crema pastelera, huevo, chocolate, harina, café, limón, cabello de ángel, batata, etc…, se prepara la masa del buñuelo. La peculiaridad de esta elaboración, es que se trata de una masa escaldada, a la que se le incorpora huevo lentamente hasta conseguir una masa suave y homogénea. Posteriormente se dosifica la masa en la sartén, tratando con mucho cuidado el producto para conseguir esa forma redonda, una vez que el buñuelo está frío, se rellena con cualquiera de los sabores. Después se espolvorean con azúcar molido, dependiendo del gusto del cliente.

En cuanto a la receta de los huesos de santo, la peculiaridad de esta masa, es que se refina la almendra junto al azúcar hasta conseguir una pasta homogénea, una vez conseguido el “mazapán”, base de los huesos de santo, se lamina y marcan los surcos, posteriormente se cortan y se enrollan manualmente, seguidamente, se deja secar, una vez han perdido la humedad adecuada se rellenan con cualquiera de los 6 sabores. Después de rellenarlos, se bañan con glasa (mezcla de agua y azúcar molido) para secarlos en el horno y que adquieran así la capa brillante que los caracteriza.

Unos dulces típicos de estas fechas que se podrán adquirir tanto en las pastelerías de El Corte Inglés, Hipercor y Supercor, como a través de la web o la app de El Corte Inglés.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba