Castilla y León

Desalojados 140 jóvenes de un parque de Palencia

Además, los agentes sancionan a varios bares por no respetar las restricciones actuales

Efectivos de la Policía Local de Palencia desalojaron en la tarde de ayer a 140 jóvenes que se encontraban en el parque de la Isla Dos Aguas de la capital palentina por encontrarse en un ambiente inadecuado para su edad e incumpliendo, en algunos casos, las restricciones sanitarias establecidas ante la incidencia por el COVID-19. De esa forma, se procedió a desalojar el recinto de manera inmediata, al valorarse la existencia de un riesgo inmediato para la salud de las personas.

 

Este fue uno de los incidentes registrados en los últimos días, en los que la Policía Local de Palencia realizó diversas actuaciones que se centraron en las sanciones por incumplir los horarios de cierre y el uso de mascarillas, peleas y asistencias al ciudadano, según un parte de sucesos del Ayuntamiento muy extenso al que ha tenido acceso Ical.

En primer lugar, el pasado sábado, en torno a las 22.27 horas, un particular comunicó que en un establecimiento de la calle Pintor Oliva, junto al paseo de San José, se encuentra abierto al público con clientes en su interior. La patrulla comisionada comprobó los hechos, encontrándose el mismo abierto con dos adultos consumiendo y un niño, por lo que se propuso para sanción al titular del establecimiento por incumplimiento del horario de cierre y a los dos clientes por encontrarse fuera del horario permitido por el toque de queda, así como a uno de los clientes por falta de respeto a los agentes.

Diez minutos después, el Servicio de Emergencias 1-1-2 informó que, en la calle Virgen de la Esperanza, un matrimonio de octogenarios no la abren la puerta a la cuidadora. Al lugar se desplazaron efectivos de ambos cuerpos policiales y los Bomberos, quienes accedieron con la escala a la vivienda y localizaron a los ancianos en el suelo. Ambos se habían caído y no podían levantarse, por lo que fueron asistidos y trasladados al hospital Río Carrión.

En torno a las 22.56 horas, de nuevo el Servicio Emergencias del 1-1-2 informó de una agresión a una persona en la calle Valentín Calderón, donde los agentes hallaron a un joven con la camisa llena de sangre y la ceja abierta, comunicando que una persona desconocida le había golpeado en la zona de copas del Seminario. Se le informó de los pasos a seguir y fue trasladado por una ambulancia al hospital.

Mascarillas y bares

Por otro lado, el domingo, sobre las 12.12 horas, se recibió el aviso de personas sin mascarilla en un parque infantil situado en la calle La Laguna, por lo que se procedió a amonestar e informar a dos personas de la obligatoriedad de uso de la misma. Posteriormente, se volvió a girar visita por dicho lugar y se comprobó la misma infracción, procediendo a su identificación y propuesta para sanción.

En el horario de tarde, los agentes se desplazaron a la calle La Puebla tras una pelea de siete personas en un establecimiento hostelero, siendo un conflicto entre la camarera y un cliente al tratar este último de acceder al establecimiento sin mascarilla. Se procedió a trasladar al cliente a comisaría a efectos de identificación por no portar la mascarilla obligatoria, así como a formularle denuncia por la negativa a identificarse.

En esa misma línea, una patrulla comprobó que en el interior de un establecimiento hostelero, ubicado en la calle Sagrada Familia, la camarera y dos clientes no hacen uso de la mascarilla obligatoria. Por ello, se procedió a la identificación y propuesta para sanción.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba