Castilla y LeónPortada

Sube el número de muertes y baja el de contagiados en Castilla y León

Se contabilizan 61 nuevas altas hospitalarias, hasta las 15.392, y los brotes activos bajan ligeramente hasta los 789

 

El número de fallecidos por COVID-19 en los hospitales volvió a aumentar en el recuento de este domingo, con 33 víctimas frente a las 25 del sábado y cerca de las 39 registradas el viernes, lo que supuso el récord de muertos en la segunda ola de la pandemia, a los que hay que sumar los tres registrados en las residencias de la Comunidad.

ICAL. Con estos datos, el número de fallecidos en los hospitales se eleva hasta los 3307 (de los cuales 1.187 procedían de residencias con el coronavirus confirmado), mientras que en las instalaciones de las residencias perdieron la vida 877 personas. Mejor es la evolución de los contagios que no superaron el millar, al registrarse 988 positivos frente a los 2.052 del día anterior.

Según la información facilitada por la Consejería de Familia y recogida por la Agencia Ical, casi uno de cada tres fallecidos en los hospitales de Castilla y León en las últimas horas volvió a perder la vida en los centros de la provincia de Valladolid, que acumularon la trágica cifra de diez fallecidos y acumulan un total de 677 desde el inicio de la pandemia. Además, hubo siete muertos en León (983 en total), cuatro en la provincia de Palencia (178), tres en Burgos (372), tres en Zamora (236), dos en Salamanca (552), otros dos en Ávila (213 y dos más en Soria (151). No tuvieron que lamentar, por segundo día, nuevas pérdidas en Segovia, por lo que se mantiene en 245 víctimas.

En cuanto a la distribución de los 968 contagios, Burgos fue la provincia con mayor incidencia, al acumular 272 casos, seguida por los 223 registrados en León. Ambas provincias acaparan más de la mitad de todos los nuevos contagios de la Comunidad. En el caso de Salamanca, la cifra ascendió en 142 casos, seguida por los 98 de Palencia, 69 de Zamora, 60 de Ávila, 47 de Segovia, 43 de Valladolid y  34 de Soria.

Asimismo, el número de casos nuevos detectados el día anterior ha sido de cinco, frente a los 115 de ayer, repartidos entre los de Ávila y Salamanca, en cada caso, y uno en León.

En total, según los datos consultados por Ical, desde el inicio de la crisis sanitaria el pasado mes de marzo, el número de casos en Castilla y León por COVID-19 se eleva hasta los 113.779, de los que 107.083 han sido confirmados mediante pruebas diagnósticas de infección activa. La provincia con mayor incidencia es Valladolid, con 25.470 casos totales; seguida por Burgos, con 19.223; León, con 18.535; y Salamanca, con 16.828. A continuación aparecen Segovia, con 7.584; Palencia, con 7.503; Zamora, con 6.999; Ávila, con 6.547; y Soria, con 5.090.

El número de altas hospitalarias registradas asciende a un total de 15.392, lo que supone 61 más que el día anterior, de las cuales quince se dieron en Burgos (1.999) y  trece en Valladolid, que suma ya 3.702. Asimismo, diez tuvieron lugar en León (2.794 en total) y siete en Palencia (828). En Salamanca se concedieron cinco nuevas altas (hasta un total de 2.311), las mismas que en Ávila (1.023), cuatro en Zamora (984) y dos en Soria (2.615) mientras que no se registró ninguna en el complejo de Segovia (1.132).

En cuanto a los brotes detectados, se contabilizaron dos menos que ayer, hasta los 789, con 7.143 contagios vinculados a ellos, es decir, 43 más que en la jornada del viernes. Valladolid sigue acaparando uno de cada cuatro de los existentes en la autonomía, al contar con 197 brotes y 1.672 casos vinculados. Por su parte, se mantienen activos 99 en Salamanca (1.169), 94 en Ávila (560); 89 en Segovia (490); 74 en Zamora (795); 68 en Burgos (912); 67 en Soria (625); 63 en Palencia (568) y 38 en León (352).

Residencias

Por lo que se refiere a las residencias de mayores, registraron 877 fallecidos en sus instalaciones, es decir, tres más que el sábado, a los que habría que sumar los 1.028 con síntomas compatibles con la enfermedad, hasta un total de 1.905. Asimismo, los residentes fallecidos en hospitales alcanzaron los 1.187 (nueve más que ayer), más otros 77 con síntomas compatibles. Así, entre los fallecidos en las propias residencias y los trasladados a hospitales, la pérdida de vida en estos centros asciende a 3.169 personas (de ellas 12 en la última jornada).

La información de la Junta indica que estas instalaciones acogían a día de hoy a 41.693 personas, que acumulan una mortalidad de 9.740 personas, de las que 2.064 murieron con Covid-19 confirmado y 1.105 con síntomas compatibles (tanto en los centros como en hospitales). Asimismo, el total de confirmados con virus asciende a 11.225, de los que 9.064 superaron la infección. Además, 44 residentes están aislados con síntomas de coronavirus, y otros 2.146 están en aislamiento preventivo sin síntomas (64 menos que ayer).

En cuanto a los centros propios de la Junta para mayores y discapacitados, acogen a 2.556 internos, con 30 hospitalizados, 149 fallecidos por Covid y 117 con síntomas compatibles. Los casos positivos confirmados en estas instalaciones suman 887, con 759 casos en los que se ha superado la infección. Hay una persona aislada con síntomas y 219 se encuentran en aislamiento preventivo y son asintomáticos.


Noticias relacionadas

Deja un comentario

Botón volver arriba