Local

Piden al PP salmantino que deje de hacer el ridículo

Por sus argumentos a favor de la educación privada que pagamos todos (la concertada) en detrimento de la pública

«El partido popular odia la escuela pública y el mejor ejemplo está en el seguidismo que hace del argumentario de la Conferencia Episcopal optando por entender la educación como un negocio y olvidando la equidad». Así de contundente se ha mostrado este viernes el PSOE salmantino con el objetivo de «salir al paso de la campaña de intoxicación y desinformación de las derechas sobre la nueva Ley de Educación». Una campaña de intoxicación y de desinformación del PP cuyo mejor ejemplo está en Salamanca, han dicho, refiriéndose al presidente del PP de Salamanca Javier Iglesias, y al Secretario General, Carlos García Carbayo, a los que han pedido «que dejen de hacer el ridículo».

 

La secretaria de educación en la dirección del PSOE de Salamanca, Inés Sánchez Pablos, se ha propuesto «desmantelar todas las mentiras, los engaños y las patrañas que el PP está lanzando contra la nueva ley con el único objetivo de provocar incertidumbre y miedos entre las familias y las partes implicadas» ha dicho.

En primer lugar, ha afirmado, la ley «no es un capricho de nadie» nace del consenso y de la necesidad de todas las partes y a la que se han sumado con sus aportaciones y su respaldo todas las fuerzas políticas que lo han querido a la hora de su desarrollo normativo, «ha habido más de 2.000 enmiendas con el objetivo de mejorarla y bienvenidas sean».

En segundo lugar, ha explicado Inés Sánchez, los centros de educación especial no se van a cerrar, es más, «esta ley, por primera vez en España, antepone los derechos de los niños y de las personas con discapacidad como principio rector».

la secretaria de educación socialista ha aclarado que se mantiene la libertad en la elección de centro, «pero con más equidad», se mantienen los conciertos, «¿Cómo no se van a mantener si es algo que instauró el PSOE?, se ha preguntado, y lo único que se va a hacer es volver al sistema de compensación a la educación pública, «sin más», y el centro concertado que cumpla con las garantías, con los requisitos y con las mismas exigencias que los centros públicos «va a seguir ahí y tendrá todo el apoyo de este gobierno, y serán los niños y las familias las que elijan centro y no como está sucediendo ahora que son los centros los que eligen a los niños y, en algunos casos segregando por sexos»

Es mentira también, ha añadido, que la LOMLOE haga desaparecer la enseñanza del castellano, «eso además de mentira es una barbaridad que solo busca la confrontación vinculada a otro tipo de planteamientos». Tampoco es cierto que vaya a provocar más fracaso escolar al disminuir las exigencias docentes y académicas, «más bien todo lo contrario», lo que se busca es reducir ese fracaso escolar «que es un problema que ya existe y está instaurado»

En cuanto a la enseñanza de la asignatura de religión, «otro de los mantras de las derechas, ni se va a dejar de impartir ni se va a eliminar», lo único que se va a hacer es compartir su impartición con otras, ¿por qué se va a impedir a los padres que sus hijos reciban clases de la religión que ellos quieran?, se ha interpelado, de hecho, «en Salamanca ya lo hacen los evangelistas», y ha lanzado un mensaje tranquilizador tanto para las familias como para los docentes, anunciando que, lo único que en este sentido cambia es que los profesores que impartan religión van a tener que cumplir los mismos requisitos que cumplen los profesores de otras enseñanzas, «no puede haber profesores de primera y profesores de segunda, no puede ser que a algunos profesores se les exija ser profesionales y pasar una serie de pruebas y a otros no» ha concluido.

El Secretario de defensa del Estado de Bienestar en la ejecutiva provincial del PSOE de Salamanca, Fidel Francés, ha dicho, por su parte, que «el PP no puede venir pidiendo ahora consenso porque ellos nunca han estado dispuestos a ofrecerlo». Afirma que la LOMLOE lleva casi dos años en el Congreso para su debate, se ha debatido con todos los partidos menos con las derechas porque no han querido, todos han planteado enmiendas para mejorarla menos el PP y las derechas que, «permanentemente han querido permanecer al margen de la participación, del debate y del consenso», ha remachado.

Además, ha recordado Fidel Francés, la nueva Ley Educativa ha sido refrendada y cuenta con el apoyo de seis partidos mientras que su Ley, la LOMCE de Wert y de Mariano Rajoy del 2013, «fue apoyada exclusivamente por la mayoría absoluta mariana y sin el apoyo siquiera de los sindicatos afines».

La LOMCE, la anterior ley educativa del PP y todavía en vigor, «ha sido sin duda la peor etapa del sistema educativo en la historia de la democracia española e incluso más allá». Una ley, ha afirmado, «que ha ido contra la escuela pública, a la que ha recortado más de 9.000 millones, lo que ha acarreado más precariedad en el profesorado, más interinidad, más fracaso escolar, menos becas, aumento de ratios. Y esta nueva ley, ha añadido, viene a corregir y solucionar todas estas cuestiones porque sin calidad no puede haber equidad»


Noticias relacionadas

Un comentario

  1. Se echa de menos este tipo de noticias en Salamanca, dado que los medios más conocdos o son afines al hay-untamiento o a la Junta de Castilla contra León

Deja un comentario

Botón volver arriba