fbpx
Local

El PSOE sale en defensa de la sanidad pública y de una asistencia médica digna

Los socialistas consideran que se debe abordar, de manera urgente, la necesidad de una buena planificación y organización en la Atención Primaria tanto rural como urbana

 

La pandemia ha propiciado un cambio en la actividad asistencial de la Atención Primaria que ha sobrepasado la poca capacidad que tenía. A la precariedad estructural se ha unido las diferentes olas de la pandemia, algo que, en muchas ocasiones, está teniendo consecuencias muy dramáticas. La situación actual ha evidenciado, aún más, las carencias y limitaciones de la Atención Primaria en el medio rural, no sólo por la escasez de recursos sino también, por la falta de organización y de planificación existente

 

Los consultorios, a día de hoy, continúan cerrados, y aquellos que permanecen abiertos lo hacen en condiciones precarias, teniendo que afrontar verdaderas situaciones de caos que, si no se pone remedio, pueden suponer el colapso ante el aumento de casos positivos de convid-19 y de, otras patologías, que están empeorando al no poder ser atendidas en un tiempo adecuado. La sustitución de consultas presenciales por contactos telefónicos o telemáticos con apenas unos minutos de duración, los constantes cambios de profesionales, o lo que es lo mismo, la falta de atención médica y de tratamiento, está provocando riesgos a la hora de detectar a tiempo posibles patologías que pueden desencadenar problemas graves de salud.

Es evidente que, el largo periodo de cierre de los consultorios no es el mejor modo de fortalecer el sistema público sanitario, más bien, una disculpa de la Consejería de Sanidad de la Junta de Castilla y León para desmantelar la Atención Primaria en el medio rural cuando, es este tipo de asistencia, la clave principal para la identificación temprana y el seguimiento de los casos de coronavirus. Además de esto, la falta de personal está haciendo imposible prestar una atención sanitaria de calidad en una época de pandemia y en un territorio con una población envejecida y dispersa.

En estos momentos, existen plazas de médicos y enfermeras que siguen sin cubrirse o, en el mejor de los casos, son sustituidos o cubiertas estas ausencias con contratos de un día y con un profesional diferente. Lograr ser atendido por el mismo médico o enfermera, en la mayoría de las zonas rurales, es una carrera de obstáculos que rompe, constantemente, la cadena asistencial. Los pacientes están cansados de tener que contar su historia sanitaria cada día al profesional que pasa por su pueblo de forma esporádica, si es que pasa, y dependiendo de si tiene cita previa solicitada previamente por teléfono. Además, los Centros de Salud en zonas rurales no pueden asumir todas las emergencias de una comarca teniendo que controlar a la vez una pandemia, las urgencias, y la atención a los pacientes crónicos o las patologías comunes, si no son reforzados.

El PSOE de Salamanca viene poniendo de manifiesto la nefasta gestión de la Junta de Castilla y León en materia sanitaria y, denunciando, el completo abandono de la Atención Primaria, de sus profesionales y de los pacientes y usuarios. Los socialistas han dado a conocer la impotencia de muchos alcaldes que se sienten desatendidos, abandonados, sin información ni recursos para seguir afrontando la pandemia y otro tipo de patologías de sus vecinos y vecinas, que también sufren o padecen, y que necesitan también ser atendidas.

«Las medidas adoptadas por la Consejería de Sanidad, defendidas con gran entusiasmo por el señor Mañueco y el señor Igea, esconden el llevar a la práctica los Planes de Reestructuración de la Sanidad Rural rechazados una y otra vez por el conjunto de la sociedad. Un Plan que, además de ser un ataque frontal a la sanidad rural, supone un cierre encubierto de consultorios en muchos municipios, algo que atenta gravemente contra los derechos, la salud y la seguridad de sus habitantes. Desmantelar la red asistencial sanitaria del medio rural pone de manifiesto, y deja bien a las claras, el absoluto desconocimiento que tienen de este medio y de sus problemáticas», puntualizan los socialistas salmantinos.

«Desde el Partido Socialista venimos demandando en todas las instituciones, mediante todos los medios posibles a nuestro alcance, la reapertura de consultas y la atención presencial en los consultorios, Centros de Salud y los domicilios de los usuarios manteniendo las medidas de seguridad adecuadas, tanto en el medio rural como urbano, con el objetivo de acabar con el empeoramiento, o la falta de detección, en muchas patologías así como, la falta de control de forma periódica en muchas enfermedades crónicas», analizan.

Desde el PSOE de Salamanca se entiende que la Atención Primaria rural necesita medidas urgentes que aseguren su permanencia, así como mantener el derecho de todas las personas a una atención sanitaria adecuada en condiciones de igualdad y, teniendo en cuenta, las especiales condiciones de cada zona.

«Los socialistas consideramos que se debe abordar, de manera urgente e inmediata, la necesidad de una buena planificación y organización en la Atención Primaria tanto rural como urbana. Dotándola de recursos tanto materiales como humanos suficientes además de una financiación presupuestaria adecuada. Y mucho más ahora, para poder luchar contra una pandemia y sin que se vea afectada la atención médica y asistencial del resto de patologías o tratamientos».

El PSOE de Salamanca lamenta profundamente que desde la Consejería de Sanidad no se hayan considerado ni tenido en cuenta todas estas reivindicaciones que, venimos reclamando, junto con los profesionales sanitarios y la ciudadanía en general. Los socialistas no entendemos que desde la Junta y el gobierno regional se siga mirando para otro lado mientras se pone en riesgo la Atención Primaria en nuestra provincia.

Por todo esto, desde el PSOE de Salamanca se insiste en exigir a la Consejería de Sanidad que se deje y abandone la política de promesas sin contenido y de decretazos, y que lo único que ha supuesto ha sido, la descapitalización de nuestros hospitales, de nuestros centros de salud, de los consultorios, vaciándolos de profesionales o trasladándolos de Salamanca a otras ciudades y, en definitiva, recortar, aminorar y empobrecer la calidad asistencial médica en la sanidad pública.

Propuesta de resolución

Por todo lo expuesto desde el PSOE de Salamanca exigimos a la Junta de Castilla y León, que de una manera urgente dote a la Atención Primaria de:
1.- Un plan estratégico para recuperar la normalidad sanitaria con las medidas de seguridad necesarias, con recursos humanos y materiales suficientes y adecuados, para no saturar el ya desbordado sistema sanitario.
2.- La apertura de todos los consultorios de Atención Primaria de la provincia con un horario claro y bien establecido en cuanto a la asistencia médica con un sistema informático eficaz
3.- Una buena planificación y organización que se adapte a las necesidades demográficas y territoriales con suficientes recursos materiales, humanos y presupuestarios.
4.- El cumplimiento de la Ley General de Sanidad, dotando, a todas las Áreas de Salud en el medio rural, de Equipos Multidisciplinarios.

Noticias relacionadas

Deja una respuesta

Botón volver arriba